• Los cubrebocas vendrán en tres versiones distintas, incluyendo el LEAF Hepa, LEAF UV y LEAF Pro

  • Como parte de la personalización de este dispositivo, los usuarios pueden elegir el color de su filtro

  • Asimismo, se puede decidir cómo se colocan las bandas elásticas para ajustar la mascarilla, para la cabeza u orejas

Si bien hay varios elementos que caracterizan a la llamada nueva normalidad, tal vez el más icónico será el uso de cubrebocas. Hace unos años era inaudito verlo fuera de un entorno de tipo médico. Tras la crisis de la influenza AH1N1 en México, se convirtió en un artículo común entre los enfermos de padecimientos respiratorios. Pero con la actual pandemia, es ahora (y lo será por largo tiempo) probablemente el artículo más usado de protección entre la población.

Lo anterior ha abierto oportunidades de innovación para algunas empresas de la industria. De acuerdo con El Universal, en Estados Unidos (EEUU) una compañía acaba de presentar lo que podría ser el cubrebocas del futuro. Esta mascarilla de la tecnológica Leaf no solo cuenta con el clásico filtro para reducir la incidencia de contagio. Además es transparente, se esteriliza por sí solo cada cierto tiempo y tiene una app asociada para dar una mejor experiencia en su uso.

Dicho cubrebocas ya contaría con la aprobación de la Administración de Alimentos y Drogas de los EEUU (FDA). Según Leaf, se diseñó esta mascarilla transparente para permitir a la gente recuperar un poco de la normalidad, incluso en medio de la crisis. La compañía producirá tres modelos, de los cuales dos de ellos tendrán una luz UV capaz de eliminar patógenos a nivel de ADN. Con la app asociada, se podrán controlar los niveles de ventilación y la calidad del aire.

¿Propuesta atractiva para un cubrebocas?

No hay duda alguna que, por la situación extraordinaria de la pandemia, estas mascarillas se han convertido en uno de los productos de consumo más populares. Compañías como New Balance, Under Armour y Adidas han empezado a vender sus propios cubrebocas de tela con sus marcas, que se han agotado rápidamente en casi todo el mundo. También las fast fashion se han sumado a la tendencia. Hasta se ha vuelto toda una técnica de negocio en Facebook.


Notas relacionadas


Al respecto del cubrebocas de Leaf, ciertamente está cubriendo un nicho de mercado. Hay muchas personas que están buscando encontrar la experiencia más cómoda en el uso de estos artículos. Por eso hay tantas empresas tratando de lanzar su propia versión. Que haya llegado un modelo de alta tecnología, más que sorprendente, solo era cuestión de tiempo. La pregunta es, ¿tiene una oportunidad de volverse un éxito o solo será atractivo para algunos?

Es incierto. El cubrebocas tiene un costo de 49 dólares por pieza, unos mil pesos mexicanos. Si bien hay mascarillas de tela bastante caras, pocas (que no vengan de parte de una marca muy reconocida) alcanzan este precio. Esto podría limitar gravemente su atractivo. Además, el filtro que usa tiene una vida útil de un mes, lo que requiere cambiarlo de forma frecuente. En ese sentido, tal vez solo le interesará a quienes sí quieren invertir en un cuidado avanzado.

Tecnología para derrotar la pandemia

Junto con este cubrebocas, se han propuesto varios proyectos innovadores para tratar de vencer a esta crisis sanitaria. Se espera que varias tecnologías reformulen la relación entre la gente y las marcas. También hay plataformas que están ayudando a tratar pacientes con el virus. A eso se deben sumar agentes como Microsoft y Amazon, que liberaron sus patentes para hallar soluciones a la pandemia. Y concursos de innovación como el que lanzó Google.

Hay varias razones por las que la tecnología puede ser la mejor apuesta del mundo para acabar con esta pandemia, y no solo por cubrebocas de última generación. De acuerdo con el Foro Económico Mundial (WEF), varias plataformas pueden combatir que se distribuyan bienes y fármacos falsos. Varios estudios apuntan que hay software que puede pintar un panorama más claro de su expansión. Y el Economic Times cree que ayudará a encontrar un tratamiento.

SUSCRÍBETE AL CONTENIDO PREMIUM POR TAN SÓLO $299