• La encuesta fue llevada a cabo a dos mil profesionales en Estados Unidos

  • Uno de cada tres trabajadores admitieron que han tomado días enfermos después de festejos y celebraciones

  • Casi todas las personas avisan a sus jefes sobre su ausencia alrededor de seis horas antes de su horario de entrada

Hay varias prestaciones que los profesionales buscan al tratar de encontrar el mejor lugar de trabajo. Por ejemplo, en el caso de los expertos de marketing, se espera encontrar un lugar en donde se ofrezca seguro de gastos médicos mayores y fondo de ahorro. En medio de la crisis sanitaria, la sola cobertura de enfermedades puede ser una verdadera salvación. Pero una de las más populares y básicas, que la gente no suele tener en cuenta, es la de los días enfermos.

La posibilidad de solicitar un día para recuperarse de una enfermedad sin afectar vacaciones o se descuente el salario es básico para fomentar una buena salud en el espacio laboral. Pero, en datos de Zippia, no todo el mundo de hecho los aprovecha como es debido. La encuesta revela que el 52 por ciento de los trabajadores han utilizado estos días enfermos para librarse del trabajo por un día, aún sintiéndose bien. Y las razones no siempre son muy profesionales.

Una buena parte de los profesionales aprovechan sus días enfermos para dedicarlos a la salud mental. Sin embargo, 13 por ciento solicita este permiso para curarse de una resaca. Otro 11 por ciento aprovecha este tiempo para acudir a una entrevista de trabajo en otra compañía. En conjunto, estas dos razones abarcan una de cada cuatro solicitudes para faltar por malestar. Un dato interesante es que el día más común para este tipo de pedidos suelen ser los lunes.

Días enfermos, ¿buena o mala prestación?

No es la primera vez que se revela que los profesionales no siempre viven a la altura de su denominación, más allá de los días enfermos. A inicios de junio, se dio a conocer que la gente que está haciendo home office de hecho es bastante proclive a quedarse dormida sin ningún reparo en horarios de trabajo. También la falta de comunicación puede ser muy destructiva, en especial en equipos de venta. Fenómenos como romances de oficina también son negativos.


Notas relacionadas


Pero hay que volver a enfocarse en el tema específico de los días enfermos. Considerando que una buena parte de la población los usa para temas poco profesionales, ¿deberían eliminarse? La respuesta simple es no. Si se acaban estos permisos, o se les otorga a cuenta de días para vacaciones o sueldo, se generan malas prácticas sanitarias. Principalmente, se fomenta que la gente acuda a la oficina enferma, algo que en esta pandemia se comprobó como indeseable.

Sin embargo, lo anterior no quiere decir que no se deban establecer medidas para evitar que se usen los días enfermos para otros fines. En este sentido, la transparencia es una prioridad. Por ejemplo, se pueden diseñar programas con Recursos Humanos para que se requieran comprobantes médicos u otros elementos en caso de malestar físico o mental. Y, si se quiere tomar por otra razón, que los profesionales estén dispuestos a ceder más de un solo permiso.

Otras prestaciones que se pueden repensar

Junto con los días enfermos, hay muchas oportunidades de mejora en la forma que se otorgan las prestaciones en los trabajos. Por ejemplo, en medio de la pandemia, Amazon está armando laboratorios de diagnóstico para determinar si sus empleados están enfermos in-situ. El uso de esquemas de trabajo más flexibles también es una de las tendencias más populares hoy día. El proporcionar las herramientas de trabajo adecuadas es también una buena ventaja laboral.

Asimismo, más allá de los días enfermos, las empresas están empezando a ponerse creativas con el tipo de beneficios que le otorgan a sus colaboradores. De acuerdo con Snacknation, son muy populares los descuentos para empleados o becas de capacitación. En datos de The Balance, también se pueden ofrecer asesorías financieras, contables y bancarias a bajo costo, con ayuda del departamento interno. Y Business News Daily señala la atención mental interna.

SUSCRÍBETE AL CONTENIDO PREMIUM POR TAN SÓLO $299