x

Suscríbete a Merca2.0 y accede a más 3,500 artículos exclusivos a suscriptores. Haz clic aquí

No para la mala suerte de WeWork, y ya no contará con tres mil mdd para salir de su crisis

Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on pinterest
La compañía de espacios de coworking, desde mediados del año pasado, está envuelta en una significativa crisis que aún podría resultar en su desaparición
  • Se espera que Softbank invierta más de 14 mil mdd en WeWork en el futuro próximo, incluyendo la cobertura de sus deudas

  • La tecnológica japonesa no solo respalda a esta empresa de coworking en crisis, sino muchas otras startups globales

  • El trato que se le acaba de caer a la empresa habría beneficiado más a Adam Neumann, el principal accionista del proyecto

Cuando se encuentra al borde de la quiebra, una compañía tiene unas pocas opciones a su disposición si en verdad quiere seguir adelante. Primero, convencer a los inversionistas de seguir financiando sus pérdidas con la promesa de una recuperación. Segundo, venderse a un precio no tan bajo a una empresa interesada con mayor estabilidad financiera. O bien, rematar sus acciones y títulos de propiedad. Justo en esta coyuntura de crisis aún se halla WeWork.

Y por desgracia para la compañía de coworking, una de estas operaciones acaba de borrarse de la mesa de opciones. De acuerdo con AP la japonesa Softbank, una de las mayores marcas que respaldan el proyecto de WeWork, decidió retirarse de un trato valuado en tres mil millones de dólares (mdd). En su momento, la tecnológica había propuesto comprar acciones valuadas por ese monto a su aliada, ayudando a su crisis financiera y ganando mayor control sobre ella.

Sin embargo, Softbank acaba de anunciar que ya no está interesada en realizar esta compra. Esto, porque le había dado a WeWork hasta este primero de abril para cumplir con ciertas condiciones para salir adelante con la adquisición. Entre las solicitudes, estaba el compartir información sobre las investigaciones financieras y operativas contra Adam Neumann, es-CEO de la compañía. Según la marca de coworking, no pudo cumplir su parte por la crisis de salud.

La triste historia de la crisis de WeWork

No solo la compañía de coworking captó los reflectores los últimos meses por su muy delicada  situación financiera. A finales de febrero, la operadora de Pizza Hut en Estados Unidos (EEUU) anunció que estaba considerando declarar en quiebra su negocio ante su crisis económica. En la industria del retail, que ya estaba en una posición difícil, está más cerca del apocalipsis con el reto de salud. En octubre de 2019, la marca de viajes Thomas Cook llegó a la bancarrota.


Notas relacionadas


Pero el caso de WeWork es todavía más desesperado. Desde que canceló su salida a la bolsa el año pasado ante dudas de los inversionistas sobre la viabilidad de su negocio, la compañía ha buscado a toda costa rescatar su situación. Sus resultados no han sido muy buenos, con la única excepción de Softbank. Desde el inicio, la japonesa había mostrado su interés de apoyar a la marca de coworking a salir de su crisis, en especial si significaba mayor control sobre ella.

Claro, es importante destacar que Softbank todavía está dispuesto a dar cinco mil mdd para cubrir las deudas de WeWork, si llegara a declararse en bancarrota. Y esto, en el largo plazo, va a significar un nivel de control de la japonesa sobre su empresa. Sin embargo, la marca de coworking está avanzando por un territorio muy peligroso. Le será muy difícil salir de la crisis por sí sola, así que no le conviene causarle desconfianza a uno de sus muy limitados aliados.

Problemas financieros en época de crisis económica

WeWork no es la única compañía que podría estar en grave peligro en el corto plazo. Dentro de  México, por ejemplo, la operadora Alsea sería una de las más afectadas por la paralización de las actividades económicas. También Amazon está enfrentando en todo el mundo reclamos y quejas entre sus colaboradores por las condiciones de trabajo extremas bajo las que están. Y por su lado, se ha estimado que Uber podría perder hasta seis mil mdd en unos pocos meses.

En lo que respecta específicamente al mercado del coworking, las expectativas parecerían no ser tan negativas. De acuerdo con Cat Johnson, se espera que la industria tenga unos cinco millones de clientes para 2022, un crecimiento de 500 por ciento en menos de dos años.  En datos de Coworking Resources, sin embargo, el crecimiento anual de espacios está bajando poco a poco. Y GCUC, previo a la crisis sanitaria, creía que la zona más prometedora era Asia.

Suscríbete al contenido premium de Merca2.0

De Madrid a la Ciudad de México, la fuente más confiable de estrategias de mercadotecnia a nivel global. Una mirada a las estrategias de las grandes marcas y las tendencias del consumidor.

Premium

Populares

Únete a Merca2.0

Únete a más de 150,000 lectores

Regístrate a nuestro newsletter en la siguiente forma y recibe a primera hora las noticias más importantes de mercadotecnia, publicidad y medios en tu correo.
Más de Merca2.0

Artículos relacionados