x

Suscríbete a Merca2.0 y accede a más 3,500 artículos exclusivos a suscriptores. Haz clic aquí

México teme que Día de Independencia de EEUU dispare infecciones locales, refuerza frontera

Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on pinterest
Autoridades de México y EEUU han establecido medidas más estrictas para el cruce fronterizo entre ambas naciones, que estarán en pie todo el fin de semana
  • En muchas ciudades fronterizas de México y EEUU, se han registrado tasas de contagio récord desde hace semanas

  • Dentro de la Unión Americana, se ha animado a los ciudadanos a celebrar desde casa, mediante videollamadas y eventos online

  • Por su lado, se espera que autoridades en zonas al norte de la República establezcan controles sanitarios en sitios turísticos

Con el paso de los meses, la lucha contra la pandemia de COVID-19 se ha vuelto un problema cada vez más centrado en comunidades específicas. No hay un mejor ejemplo de ello que el semáforo federal del Gobierno de México, que cada estado y región está siguiendo según el estado específico de su crisis sanitaria. Claro, esto no significa que no haya aún riesgos frente a contactos entre diferentes regiones. O, específicamente, con el tránsito entre dos naciones.

Este preámbulo es relevante por las noticias que reporta Reuters. Hoy y a lo largo del fin de semana, en Estados Unidos (EEUU) se celebra su Día de la Independencia. Por lo general, se trata de un festejo que fomenta masivamente el gasto en sectores como alimentos, turismo y entretenimiento. Sin embargo, con el contexto de la pandemia, hay enormes temores que los festejos dispare el número de infecciones. En especial en la zona de la frontera con México.

Así pues, autoridades de ambos países reforzarán los controles sanitarios para cruzar la línea divisoria entre las naciones. Estas medidas ya se habían implementado desde el dos de julio y se espera se mantengan todo el fin de semana. La meta es evitar un repunte en estados como Texas, California, Baja California, Nuevo León, Coahuila, Chihuahua y Tamaulipas. Del lado de México, se busca evitar que ciudadanos de EEUU crucen con fines turísticos o de recreación.

Un irónico cambio de roles para México

Las infecciones entre países han sido uno de los principales temores desde el inicio de la crisis sanitaria, y no solo entre México y su vecino anglosajón. En marzo pasado, por ejemplo, Rusia anunció el cierre de sus fronteras por vías marítimas y terrestres, para reducir la importación de casos. Poco antes, Argentina aplicó una medida muy similar, tratando de evitar la cuarentena. En Europa, aún hay restricciones de libre acceso para la mayoría de los países  en el mundo.


Notas relacionadas


Tiene sentido que México y EEUU estén preocupados por un posible repunte de casos a raíz del Fourth of July. En ambos lados de la frontera, la gente está regresando a las calles, no en todos los casos siguiendo las indicaciones y recomendaciones sanitarias ideales para evitar infecciones. A eso se debe sumar que la misma naturaleza del Día de la Independencia es una receta para el desastre pandémico. Eso sin hablar de la gran integración en la zona fronteriza.

Así pues, se trata de una decisión natural, casi obvia, de los dos gobiernos. Pero eso no le quita un evidente tono irónico. Hace solo unos meses, las autoridades de EEUU hicieron hasta lo imposible para impedir que México “contagiara” a sus habitantes. Ahora, la situación en la Unión Americana es tan grave, que es ahora la República quien quiere mantener a la gente de su aliado lo más lejos posible. Lo anterior refleja lo rápida e impredecible que es la pandemia.

Decisión con efectos negativos en la economía

Si bien un blindaje de la frontera durante el fin de semana es la mejor decisión sanitaria para México, tal vez no sea la más inteligente en términos de negocio. Al final, el sector turismo está en una situación grave y podría haber agradecido el tránsito de EEUU. No hay que olvidar que varios agentes creen que justo las visitas de corta distancia son el futuro de la industria en el corto plazo. Y por años, el Fourth of July ha sido una excelente oportunidad de tipo comercial.

Claro, no solo México está perdiendo potenciales ganancias por culpa de la pandemia de COVID-19. De acuerdo con el New York Times, muchos de los festejos que se suelen llevar a cabo no van a salir adelante conforme a lo planeado. Según Arab News, la cifra de contagios alcanzó nuevos récords en EEUU, poniendo una nota amarga al festejo. Y como dice Syracuse de hecho muchos negocios van a seguir cerrados, o con horarios limitados, el fin de semana.

Suscríbete al contenido premium de Merca2.0

De Madrid a la Ciudad de México, la fuente más confiable de estrategias de mercadotecnia a nivel global. Una mirada a las estrategias de las grandes marcas y las tendencias del consumidor.

Premium

Populares

Únete a Merca2.0

Únete a más de 150,000 lectores

Regístrate a nuestro newsletter en la siguiente forma y recibe a primera hora las noticias más importantes de mercadotecnia, publicidad y medios en tu correo.
Más de Merca2.0

Artículos relacionados