• De acuerdo con StatCounter, la consola más popular en todo el mundo es PlayStation

  • La Xbox de Microsoft apenas abarca el 30 por ciento del mercado internacional

  • Se espera que la versión de bajo costo sea, en cuestión de hardware, casi igual a la original

Una de las actividades más importantes de las empresas es incrementar su base de clientes. Marcas como Telmex y Netflix se alían para alimentarse mutuamente de sus usuarios captivos. Muchas empresas utilizan las redes sociales como una herramienta común para atraer nuevos leads. Claro que las campañas publicitarias también pueden servir para esta meta. Pero lanzar opciones de bajo costo es una opción que es cada vez más popular entre muchas compañías.

El optar por lanzar productos y servicios de bajo costo no es una estrategia de negocio nueva. De acuerdo con Monash University, se trata de un recurso que las compañías suelen emplear para estimular la demanda e incrementar su segmento del mercado. Chron apunta que este enfoque funciona, pero solo cuando se tienen los precios más bajos de toda la industria. El CSSP, por su parte, cree que es la mejor apuesta de las marcas que no se pueden diferenciar.

Sin embargo, apostar por un bajo costo es algo que es cada vez más frecuente incluso entre las compañías más relevantes y diferenciadas del mercado. En buena parte porque sus respectivos mercados están sufriendo de una importante desaceleración que desploma las ventas de sus artículos más premium. Así lo hizo Apple con su relativamente barato iPhone 11 más básico. Y ahora, una de las líderes del mercado de los videojuegos quiere replicar el éxito.

Una Xbox de bajo costo en 2020

The Verge reporta que Microsoft no solo tiene un dispositivo planeado bajo su Project Scarlett, la iniciativa para desarrollar su consola de próxima generación. Además del aparato  con el nombre código “Anaconda”, la tecnológica estaría planeando una Xbox “Lockhart”. Mientras que  la primera está diseñada para tener características técnicas muy superiores a las de sus competidores, las segunda sería una propuesta mucho más humilde. Y también de bajo costo.


Notas relacionadas


No se tienen muchos detalles sobre el nombre código Lockhart, pero sí hay algunos reportes sobre las capacidades de este Xbox de bajo costo. Se espera que salga a la venta con su hermano de mayor capacidad. Es decir, en las fiestas decembrinas de 2020. Asimismo, no tendría un lector de disco integrado, por lo que solamente aceptaría juegos en formato digital. Asimismo, tendría una resolución de 1440p, en lugar del 4K que se planea para Anaconda.

¿Estrategia lógica o pérdida de tiempo?

Junto con Microsoft y Apple, otras empresas han presentado variantes de sus servicios enfocadas al bajo costo. Netflix lanzó en julio un plan de streaming de solo 55 pesos al mes en India, proyecto que podría expandirse a México próximamente. El Nintendo Switch Lite fue también una clara apuesta de la marca para atraer a un mercado con un bolsillo más humilde. Incluso Samsung estaría siguiendo esta tendencia con la segunda versión de su teléfono Fold.

Pero que muchas empresas estén siguiendo esta estrategia no necesariamente significa que sea una buena idea. El bajo costo ciertamente es un factor crucial en el proceso de compra de los consumidores. Sin embargo, si las personas perciben este menor precio como un símbolo de calidad inferior, son pocos los que querrían concretar una transacción. Por otro lado, producir lo mismo pero bajarle el precio disminuye peligrosamente los márgenes de ganancia.

Hay un mercado para versiones ligeramente más baratas y menos poderosas de propuestas comerciales ya disponibles. Sin embargo, este segmento es tan limitado que realmente no parece valer la pena en la mayor cantidad de casos. Sería mejor que las compañías invirtieran en reducir costos desde su lado, conservando la calidad y sus márgenes de ganancia a la vez que bajan los precios. Otra línea casi idéntica a un precio más humilde no suena conveniente.