x

Suscríbete a Merca2.0 y accede a más 3,500 artículos exclusivos a suscriptores. Haz clic aquí

¿Quieres que tu marca sea considerada un negocio responsable? Entonces debe tener esto

Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on pinterest
La responsabilidad se volvió en de las exigencias más comunes que los consumidores reclaman a cualquier negocio, pero el concepto tiene muchas vertientes
  • 61 por ciento de los líderes emergentes creen que solo se deben desarrollar empresas que beneficien a la sociedad

  • Además, casi ocho de cada diez de estos agentes creen que un negocio debe considerar el papel de la tecnología emergente

  • Específicamente, como estas innovaciones pueden cambiar (o ayudar a definir) su rol en el entorno

Responsabilidad Social Corporativa (CSR) no es un concepto nuevo. Sin embargo, si es algo que se ha puesto “de moda”. Muchas compañías lo ven no solo como una tarea ética, sino como una ventaja de negocio. Además es un concepto versátil, que así como se expresa a través de fundaciones puede expresarse a través de estrategias de auto-control. Y un negocio lo puede adoptar de cualquier forma, ya sea por motivos egoístas o por una misión genuina.


Notas relacionadas


Sea como sea que un negocio adopte la CSR, es inevitable el desarrollo de estas estrategias. Al menos, si quieren triunfar y ser aún más rentables. En cifras de Global Giving, la mitad de los profesionales millennial aceptarían menor salario si una marca comparte sus valores. Según Impact, esta idea constituye hasta 40 por ciento de la reputación de una empresa. Y Your Case apunta que dos terceras partes del público pagaría mucho más por productos sustentables.

Claramente la responsabilidad es una inevitabilidad, ya sea porque las marcas quieran sacar provecho a sus ventajas de negocio o porque los consumidores la quieren ver reflejada. Sin embargo, no existe una guía clara de qué es lo que una compañía debe hacer para conseguir una imagen de este tipo. Cada agente y experto del sector tiene una opinión. Pero en el Foro Económico Mundial en Davos, Accenture definió cinco elementos cruciales que lo definen:

Inclusión de los agentes involucrados en el negocio

Todos los “stakeholders”, como se conoce en inglés a todas las partes que están involucradas en las actividades de la empresa, deben tener una representación en la organización. Incluido no solo accionistas y directivos, sino además el público general, organizaciones de gobierno y hasta el personal mismo de la compañía. De esta forma no solo se incrementa la confianza en el proceso de las corporaciones. También el impacto y la respuesta es mucho más amplia.

Emoción e intuición en el proceso comercial

Muchas de las compañías hoy en día tratan de tomar decisiones de negocio partiendo solo de los datos y las observaciones objetivas. Lo cierto es que los seres humanos son, en muchos aspectos, seres irracionales. Es decir, sus actividades muchas veces están basadas en los sentimientos y sensaciones más abstractas. Lo anterior aplica también al público consumidor, por lo que las empresas deben estar listas para actuar con humildad, compasión e instinto.

Propósito y misión claros para el negocio

Las compañías responsables no solo se dedican a trabajar y avanzar. Tienen que tener un rumbo fijo para que sus acciones tengan un impacto determinante en el mundo alrededor. Así pues, deben de pensar con integridad y razonar a través de estructuras y sistemas precisos. Con este enfoque, no solo ganan la ventaja de poder enfocar aún más sus resultados. También son capaces de crear un gran sentido de expectativa que puede compartir el resto del público.

Tecnología e innovación para los retos del futuro

Cualquier compañía tiene que trabajar muy de cerca con los nuevos avances en su respectiva industria si quiere ser competitiva en el corto, mediano y largo plazo. Pero cualquier negocio responsable tiene una misión adicional en este sentido. Además de esta visión para el porvenir es crucial innovar cuidadosamente y con creatividad. Así, no solo todas las soluciones tendrán un impacto mayor. Además, podrán evitarse muchos problemas negativos para la sociedad.

Intelecto e introspección para un toque de objetividad de negocio

Que un negocio sea emocional y tenga en cuenta la parte humana de sí mismo y su industria no necesariamente significa que deba dejar de lado la parte más formal. Los datos, el análisis de los mismos, y su procesamiento para convertirlo en conocimiento, son cruciales para toda empresa. Pero también se deben desarrollar habilidades de pensamiento crítico. Y más crucial aún, es necesario estar consciente de las ventajas precisas de la capacitación continua.

Suscríbete al contenido premium de Merca2.0

De Madrid a la Ciudad de México, la fuente más confiable de estrategias de mercadotecnia a nivel global. Una mirada a las estrategias de las grandes marcas y las tendencias del consumidor.

Premium

Populares

Únete a Merca2.0

Únete a más de 150,000 lectores

Regístrate a nuestro newsletter en la siguiente forma y recibe a primera hora las noticias más importantes de mercadotecnia, publicidad y medios en tu correo.
Más de Merca2.0

Artículos relacionados