• Hasta las 17:47 PM de la Ciudad de México, el fallo de Prosa no se había vuelto tendencia

  • Asimismo, las marcas financieras no dominan la conversación en redes sociales

  • Prosa aseguró hace algunos minutos que el problema ya se solucionó y el servicio se estabilizará gradualmente

Varios usuarios comenzaron a reportar fallas en pagos con tarjetas de crédito y débito en México. De acuerdo con El Universal, se trata de un error generalizado en el sistema Prosa, uno de los operadores de transacciones electrónicas más importantes en América Latina. En una publicación a través de Twitter, la compañía aseguró que el error se está generando por “intermitencia en sus sistemas”. Asimismo, apuntó que trabaja para restablecer el servicio de sus marcas clientes.

Varias marcas confirmaron por redes sociales y en entrevista con medios sus afectaciones por el error en su servicio. De acuerdo con Milenio, tanto los bancos Inbursa como HSBC están presentando problemas en transacciones y operaciones. Por su parte, La Razón reporta que también han salido afectados Banorte, Santander, Invex, Scotiabank y Banjercito.  Además Economía Hoy señaló que Banca Mifel también está experimentando ciertos problemas.

En Twitter, los usuarios salieron a quejarse o preguntar por las afectaciones. Algunas personas están reclamando a las marcas que sus servicios no estén funcionando en pleno viernes en la tarde. Asimismo, algunos se han puesto a recomendar tener precauciones para evitar fraudes o phising. Algunos más aseguran que tampoco están activos los servicios de pago en Oxxo, Soriana, HEB o SPEI. Aparentemente, solo BBVA y Banamex están activos en este momento.

Problema recurrente para las marcas de pagos en México

No sería la primera vez que las instituciones bancarias en el país se ven afectadas por un problema similar al de Prosa. En agosto, un problema generalizado en la plataforma de Prosa afectó a varios usuarios. Entonces, también salieron de servicio varios servicios financieros importantes, entre ellos puntos de venta, cajeros automáticos, cargos recurrentes, etcétera. En aquella ocasión, el proveedor señaló que se trató de un error fatal en sus centros de datos.


Notas relacionadas


Tan solo días después se registró otro fallo generalizado, en plena quincena de finales del mes. Entonces, entre las marcas que más fueron atacadas por las audiencias en redes sociales fue Banorte. En su momento, las instituciones también fueron capaces de restablecer la operación después de unas horas. Además en mayo pasado Banamex registró un error similar durante un fin de semana, pero que solamente afectó a los usuarios de su plataforma y no a rivales.

¿Importa que los bancos no puedan operar con normalidad?

Actualmente, las marcas e instituciones del sector financiero se encuentran en una lucha por incrementar la bancarización de la población. De acuerdo con Nexos, en 2018 apenas el 68 por ciento de los habitantes de México tenían algún producto financiero. Lo anterior es crucial porque, como apuntan varias investigaciones, es crucial para el desarrollo económico. Entre más gente tenga acceso a estos servicios, más oportunidades hay de crecimiento personal.

En este sentido, que las marcas de finanzas no estén cumpliendo con las expectativas de los usuarios es importante. ¿Cómo se puede convencer a más personas que se sumen a sus portafolios de productos cuando no están presentando resultados? Asimismo, también es crucial cómo es que las empresas responden a este tipo de incidentes. Aunque algunas personas pueden notar la falla al inicio, las noticias deberían salir de las empresas mismas.

Al mismo tiempo, es importante recordar que el problema de pago, en esta ocasión, no es un problema directo de las marcas. Se trata de un empresa de servicios externa. En ese sentido, es crucial que las audiencias reconozcan dónde está la culpa de este tipo de fallas. Pero también es responsabilidad de las empresas exigir mejores condiciones de sus proveedores. Aunque sea para evitar que su público objetivo se les vaya a la yugular cada que su plataforma no está rindiendo de forma adecuada.