• Según los estudios publicados por Snapchat, la Generación Z es la que menos lealtad tiene a las marcas automotrices

  • También afirma que el público, en promedio, invierte el 61 por ciento de su tiempo de compra investigando ofertas

  • Además, seis de cada diez personas de este segmento consideran varios vehículos en su proceso de adquisición

Las estrategias publicitarias cambian de un sector a otro y de una compañía a la siguiente. Algunas marcas prefieren un acercamiento tradicional a la publicidad, con campañas y anuncios. Otras han decidido integrar a su comunidad de fanáticos a sus estrategias comerciales. Tanto para recomendar sus servicios como para crear nuevos o mejorar los existentes. Pero un método que está creciendo en relevancia es el de la creación de estudios.

Snapchat publicó en su sitio oficial uno de estos estudios. La investigación identifica los patrones de compra de automóviles, específicamente en la Generación Z.  En el documento, la plataforma social explica el proceso de adquisición de coches para los consumidores más jóvenes. Asimismo, reafirma que se trata de un grupo mucho menos leal a una marca u otra. Al final, concluye que su plataforma publicitaria puede ser crucial en la decisión del público.

Usando estudios como herramienta de marketing

No solo Snapchat ha tenido la idea de lanzar este tipo de investigaciones al mercado para promocionar sus servicios. Roku presentó hace unos meses una utilidad de medición de audiencias, para permitir a los anunciantes comparar entre su plataforma y la TV tradicional. Por su parte, Microsoft reveló recientemente que 10 mil de sus cuentas fueron vulneradas, para después recordar al público de la importancia de herramientas como su ElectionGuard.

La utilidad de estos estudios se puede explicar fácilmente a través del content marketing. Cifras citadas por Popsop apunta que artículos y documentos de investigación son de las herramientas más efectivas dentro de esta sub-disciplina de la mercadotecnia. Spokal reafirma que los casos de éxito, cuando se presentan en este formato, también son efectivos para atraer clientes. American Express incluso los clasifica como una utilidad “irresistible”.

¿Por qué son tan eficientes? Los estudios ayudan a solidificar la reputación de las marcas como líderes de opinión. Asimismo, dan a medios y agentes de la industria información útil sobre el mercado, por lo que ayudan a difundir sus servicios de forma orgánica. Además, con una buena tesis y un artículo potente, pueden servir como elementos para justificar servicios y cerrar una venta. En este sentido, son una utilidad que ninguna empresa debería dejar pasar.