• La vulnerabilidad en Zoom para Mac habría sido reportada al equipo desarrollador de la app desde marzo pasado

  • También los equipos de Chromium y Mozilla fueron informados del error, pero hay poco que hacer en los navegadores

  • Esta vulnerabilidad también podría ser utilizada para enviar ataques DOS a las Mac afectadas

Zoom está metido en un enorme problema. Mediante Medium, el experto en ciber-seguridad Jonathan Leitschuh dio a conocer una vulnerabilidad en la app de videoconferencia. Un error en su versión para Mac permite a los sitios web forzar a cualquier computadora de Apple a unirse a una sala sin el permiso del usuario. El error generó ruido en redes sociales este lunes.

De acuerdo con Leitschuh, el problema ni siquiera puede resolverse al desinstalar Zoom. La vulnerabilidad deja la puerta abierta para que los sitios web puedan reinstalar el programa sin permiso de los usuarios de Mac. La única “solución” es que las personas entren a Zoom y desactiven la opción de encender la cámara en automático al sumarse a una videoconferencia.

Más problemas para Mac que para Zoom

Las actividades de hacking son un dolor de cabeza constante para las empresas. Varias naciones han sido acusadas de violar los sistemas de seguridad de compañías extranjeras. También organizaciones privadas han usado sus habilidades técnicas para afectar el negocio de grandes marcas. El problema es tan generalizado, que hay tutoriales en YouTube.

El error reportado por Leitschuh es en definitiva malo para Zoom, pero es peor para Mac. No es la primera vez que esta línea de computadoras se ve afectada por los errores de otras compañías. Sin embargo, Apple ha usado la privacidad y seguridad de sus equipos como su gran valor agregado. Incluso usa la solidez de sus dispositivos para burlarse de sus rivales.

Ciertamente no se trata de un error atribuible de Apple. Al mismo tiempo, esta vulnerabilidad de Zoom también refleja que, por verdaderos descuidos, sus Mac son tan susceptibles a ataques maliciosos como el resto de sus competidores. Y este hecho va más allá de que sus usuarios puedan ver su privacidad violada solo por entrar a un sitio web. Implica que el mayor valor de su marca, la seguridad, no es tan confiable como lo hace parecer.

Y dada la crisis de dispositivos que ya enfrenta, tal vez no es el mejor momento para que las Mac de Apple sean menos atractivas para su público objetivo.