x

Suscríbete a Merca2.0 y accede a más 3,500 artículos exclusivos a suscriptores. Haz clic aquí

Power dressing: el nuevo símbolo en política

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on pinterest
No existe política sin ritual. Los expertos en el tema apuntan que ha sido demostrado que esta práctica sociológica y antropológica es un instrumento de integración. El ritual es por derecho propio un lenguaje político.

El ritual político se está utilizando ahora para mostrar un poder, es decir, para hacer patente una fuerza, un estatus, pero a su vez desarrolla una legitimidad para aquel o aquella que lo practica, o aún más, para quien se destina.

Es también utilizado decíamos, para construir un significado, toda vez que refleja los actos de una comunidad dando un sentido compartido a los acontecimientos de la vida social.

En esta ocasión nos enfocaremos para resaltar que algunas mujeres líderes mundiales han entendido esto último vistiendo de manera personalizada, a través de un especie de tuneo para comunicar mejor su ser y quehacer político.

Estamos a menos de dos meses de las elecciones en los Estados Unidos de América y los contendientes entran a la recta final proyectando toda su fuerza ideológica y capacidad de gobierno pero también toda su personalidad. Kamala Harris es un buen ejemplo.

Harris está utilizando lo que también se llama el power dressing que en política impone un estilo. Los tenis converse que utiliza con traje sastre de pantalón están causando un buen efecto, pues la hace ver espontánea, cercana y cómoda en campaña.

Lo que los viejos políticos llaman “gastar suela”, que significa caminar por largas horas tocando puertas para llevar el mensaje a sus votantes, Kamala retoma el concepto para caminar con mayor soltura entre su electorado con sus tenis y eso conlleva un mensaje.

Debo destacar que no utiliza los tenis converse porque tenga un contrato con la mencionada marca ni mucho menos, lo hace porque ella es una leal cliente y no simula usándolos para acercarse a algunos segmentos. Kamala disfruta con la práctica y ese gusto o ritual causa impacto mediático.

La candidata a la Vicepresidencia de los Estados Unidos, ha funcionado como bisagra para la campaña de Joe Biden, dado que une dos estilos, el tradicional con todas sus formas conservadoras y el de los innovadores que cambian los códigos y rituales.

Recuerdo ahora algunos estilos de vestimenta que marcaron época y ahí tenemos los ejemplo de Margaret Thatcher, Angela Merkel o el de Jackie Kennedy que provocaron el surgimiento de muchas seguidoras de este power dressing.

Kamala es quien con un estilo renovado, moderno y sobre todo cómodo, crea un nuevo código que sin duda impondrá marca.

Nos encontraremos más adelante.

Suscríbete al contenido premium de Merca2.0

De Madrid a la Ciudad de México, la fuente más confiable de estrategias de mercadotecnia a nivel global. Una mirada a las estrategias de las grandes marcas y las tendencias del consumidor.

Premium

Populares

Únete a Merca2.0

Únete a más de 150,000 lectores

Regístrate a nuestro newsletter en la siguiente forma y recibe a primera hora las noticias más importantes de mercadotecnia, publicidad y medios en tu correo.
Más de Merca2.0

Artículos relacionados