5 estrategias de un mercadólogo exitoso

4. El compromiso te hará distinto

En un entorno en el que la lealtad entre empleados y empresas parece estar totalmente deteriorada, los mercadólogos continúan apostando su reputación a cambio del futuro de su marca. Parece contradictorio a toda tendencia laboral, pero son ellos los últimos en saltar del barco. El compromiso con la marca destaca a los mercadólogos exitosos del resto de sus pares, la construcción de una marca toma tiempo y mantener el dedo en el renglón ayuda a crear oportunidades comparativas realmente asombrosas. Dos ejemplos de ejecutivos de marketing exitosos con carreras a largo plazo son Philip Schiler VP mundial de marketing de Apple que se unió a la empresa en 1997 y John Slusher Vicepresidente Ejecutivo Mundial de Sports Marketing de Nike desde 1998. Hay evidencia que apunta a que la estabilidad de una marca ayuda a los mercadólogos a entender de manera superior el entorno competitivo de su marca.

5. La mercadotecnia digital es un vehículo

Los ejecutivos de marketing más exitosos son lo capaces de dar dimensión a la innovaciones tecnológicas a la luz de los beneficios que pueden traer a su marca. No se trata de brincar a cualquier nueva oportunidad, plataforma o innovación, en la actualidad ser primero no es garantía de éxito. El iPhone no fue el primer smartphone, ni el iPad la primera tableta, el crédito es para Pencept que lanzó a mediados de los años ochenta la primera encarnación de esta categoría. Los primeros sitios web funcionaron más como una tarjeta de presentación, hoy son indispensables portales de comunicación con los consumidores. La responsabilidad de las marcas en América Latina y en especial México es encontrar el punto exacto para invertir. Este último punto está subordinado, por supuesto, al apoyo y visión de una política de tecnología y ciencia centralizada por parte del gobierno federal, algo que ha sucedido a cuenta gotas. En este rubro existen riesgo importantes a las decisiones de los gobiernos de la región, una política de no permitir la depreciación acelerada de inversiones sine qua non propiciaría un incentivo negativo por mantener a una empresa/marca al filo de la tecnología. Así se sumaría todavía un reto más para la prosperidad de las empresas a partir de estrategia de mercadotecnia.
Las empresas, marcas, ejecutivos de mercadotecnia tienen frente a ellos un mercado complicado e inestable, un consumidor exigente y competencia internacional sin tregua. No es nada nuevo, México y América Latina han salido adelante con una mezcla de tecnología, creatividad y necedad, auguro lo mismo en la medida en que la sed por crecer y aprender no desaparezca.