• Muchas empresas también lidian con falta de métricas y entendimiento de las labores de content marketing

  • Otra barrera común es el miedo a adaptar los procesos viejos a nuevas tendencias o formatos de publicaciones

  • También es posible que las empresas no elijan los canales adecuados para distribuir sus materiales en la audiencia

Desarrollar content marketing no solo es una de las actividades más provechosas para las marcas. También es una tarea compleja de realizar. Los expertos a cargo del desarrollo de los materiales deben tener una serie de capacidades determinadas. Asimismo, es muy sencillo cometer algunos errores cruciales si no se tiene una estrategia bien planificada. Eso sin contar que siempre se puede mejorar la producción de recursos con las guías y pasos adecuados.

Asimismo, hay barreras del content marketing a tomar en cuenta. Según Driven 2020, la falta de recursos financieros pueden matar un proyecto. Por su parte, Relevance afirma que no tener un buen modelo de trabajo o proceso de producción también pone en riesgo los retornos de inversión inmediatos de la iniciativa. Sin embargo, el mayor problema es la falta de materiales para publicar, algo que Mention dice que se puede resolver con sencillas técnicas:

Publicar fragmentos de content en redes sociales

La piedra base de la mayor parte de las estrategias de contenido son las publicaciones de blog. Sin embargo, estos artículos son tardados de desarrollar correctamente. Una forma de sacarle mayor provecho y darles más difusión sin ser repetitivos es obtener citas y partes de los mismos y repostearlos en redes sociales. Así, no solo se le puede dar una vida útil mucho más prolongada. Este formato también tiene un fuerte gancho para los usuarios en general.

Convertir publicaciones en infografías

También es importante recordar que una buena parte del content marketing tiene un componente visual. Así pues, se pueden convertir los artículos de un blog en recursos informativos gráficos. Esto es particularmente fácil y efectivo con elementos en un formato lista o que tenga una gran cantidad de datos duros que puedan colocarse. Así, un mismo trabajo puede conseguir tráfico en diferentes canales y presentaciones sin parecer repetitivo.

Llevar el artículo a un content en formato de video

Así como se puede diseñar una infografía a partir de un artículo, también se puede utilizar un recurso audiovisual. De esta manera, también se le puede dar más vida y dinamismo a redes sociales y plataformas con una dinámica distinta, como YouTube. Se puede utilizar un formato de video columna o video blog para darle un toque personal y cercano a los artículos. O bien, usar recursos stock y narración (incluso animación) para un estilo mucho más profesional.

Utilizar contenido generado por usuarios

Hay dos ventajas específicas de involucrar a la audiencia en la estrategia de content. La primera y más relevante es que no se invierte ni tiempo ni dinero en generar estos recursos. Lo único que debe hacerse es realizar una curación de los mismos para ajustarse a los estándares profesionales de la empresa. Pero también pueden ayudar a crear un sentido de comunidad mucho más fuerte entre la audiencia que a su vez mejore la lealtad de los clientes potenciales.

Emplear encuestas y sondeos regulares para la estrategia de content

No todos los materiales deben darle información o entretenimiento a la audiencia. También es importante hacerles sentir que interactúan con la marca. Así pues, este tipo de estrategias son muy útiles para que se le de a entender a los usuarios que está la disposición de escuchar sus preocupaciones y sugerencias. Así mismo, ayuda a los negocios a entender los puntos de fricción que experimentan las personas para poder mejorar el negocio a largo plazo.

Realizar colaboraciones con otras marcas

Que una estrategia de content esté enfocada a beneficiar a un negocio en particular no significa que no haya espacio para algunas alianzas. Se pueden invitar a expertos del ecosistema, para posicionar a la empresa como un punto de reunión para la industria. Colaborar con compañías más grandes abre la posibilidad a darse a conocer en audiencias masivas. Por su parte, juntarse con empresas pequeñas puede abrir la puerta a nuevos nichos.