Quiénes son los grandes perdedores con la bancarrota de Forever 21

La bancarrota de Forever 21 es una pésima noticia para muchos de los que esperaban una recuperación del sector minorista, pero los grandes derrotados son los propietarios de centros comerciales.

Bigstock
  • Forever 21 anunció que pidió la bancarrota

  • El minorista planea cerrar cerca de 200 tiendas en los Estados Unidos y prácticamente abandonar Europa y Asia

  • Su salida jaqueará las finanzas de muchos centros comerciales

Después de las centenares de familias que viven directamente de la marca (especialmente empleados y proveedores), el grupo que se verá más perjudicado con la bancarrota de Forever 21 es el de los propietarios de centros comerciales y shoppings. De eso no hay duda.

Es que estas grandes superficies están soportando la retracción del consumo en los minoristas tradicionales casi de la misma medida en que lo sufren los retailers a los que alojan.

En los Estados Unidos en especial, la mayoría de los Toys “R” Us y los Sears que cerraron estaban en shoppings que, al perder marcas valiosas, vieron cómo sus modelos de negocios se desbarrancaron.

Para peor, ahora le llegó el turno de otro gigante: Forever 21. La bancarrota de Forever 21.

El minorista de indumentaria, uno de los fundadores del fast fashion, anunció el domingo por la noche que se declarará en bancarrota y que planea cerrar cerca de 200 ubicaciones en los Estados Unidos.

Forever 21 tiene 815 tiendas en todo el mundo y espera salir de la mayoría de sus mercados en Asia y Europa. Latinoamérica, con México incluido, por ahora está a salvo.

Según cálculos de los especialistas en bienes raíces, el cierre de tantos Forever 21 en Estados Unidos será más que problemático para los principales dueños de centros comerciales del país, incluidos Simon Property Group y Brookfield Property Partners, que tienen a esa marca como uno de los mayores inquilinos.

Las tiendas Forever 21 promedio tienen cerca de 3.700 metros cuadrados, y hay algunas que abarcan más de 9.000. Todo ese espacio sin producir será un gran problema, más cuando no hay posibles tiendas de reemplazo dado el “apocalipsis” que vive (y sufre) el retail.

Los propietarios ya están lidiando con las consecuencias de la declaración de quiebra de Sears en octubre, con los cierres de tiendas menores que continúan y con los metros que se perdieron por la bancarrota de Toys R Us.

Un dato que suma alarma, según CNBC, es que Forever 21 había comenzado en 2008 un plan agresivo de expansión, en muchos casos sumando lugares que los grandes almacenes habían dejado vacantes.

Por ejemplo, cuando los grandes almacenes Mervyns declararon la quiebra, Forever 21 se mudó a más de una docena de esos lugares para tener más espacio para sus vestidos de fiesta y jeans.

También logró hacerse cargo de algunos de los inmuebles de Gottschalk, después de que se declarara en quiebra en 2009.

Bigstock

Simon Property Trust es una de las firmas de bienes raíces que tendrá más complicaciones, de hecho, es uno de los principales acreedores de Forever 21.

Según el último informe trimestral de Simon, Forever 21 fue su séptimo inquilino más grande en términos de la cantidad de renta que aporta, con 99 tiendas.

Macerich, otra compañía del real state, dice que Forever 21 es su segundo inquilino más grande en términos de porcentaje de alquiler, solo detrás de L Brands.

Otra empresa, Brookfield, en su último informe anual, explicitó a Forever 21 como su quinto inquilino más grande en términos de exposición a alquileres.

Para Taubman, Forever 21 es el inquilino número 1 en términos de metros cuadrados arrendados, con 17 tiendas.

Qué harán los centros comerciales para evitar el impacto de Forever 21

Desde hace tiempo, una derivación del apocalipsis retail es la baja en los valores de las rentas. Los centros comerciales se han visto obligados a renegociar con los inquilinos contratos de alquiler más baratos.

Otro fenómeno en estos grandes mall es que se flexibilizan los contratos para atraer a marcas jóvenes.

Se firman acuerdos de renta más cortos, de forma de no obligar a las marcas nuevas a grandes inversiones. Así, los locales se renuevan con mucha mayor frecuencia.

Otra de las estrategias de mercadotecnia es el reenfoque hacia modelos de negocios distintos, como alquilarles el espacio a cadenas de hoteles o empresas relacionadas con el entretenimiento.

También se suman más restaurantes y bancos, por ejemplo.


Recibe las gráficas del día con las noticias más importantes de mercadotecnia.