Huawei y una seria advertencia de Google

  • En mayo de 2019 Estados Unidos incluyó a Huawei en una lista de empresas con las que se prohíbe tener relación de negocios

  • Pese a ello, la marca china vendió 240 millones de smartphones

  • Pero, esta meta podría ser más complicada de alcanzar dada la recomendación que hace Google

Casi se cumple un año de que el gobierno de Estados Unidos incluyera a Huawei en una lista de empresas con las que se prohibe mantener relaciones de negocios, debido a que son consideradas un riesgo para la seguridad.

Desde entonces, la tecnológica china ha visto limitada su actividad en el mercado estadounidense, viendo afectadas dos de sus principales divisiones de negocios: telecomunicaciones (buscando desarrollar la 5G) y sus dispositivos móviles, en particular smartphones.

Advertencia por modelos ya vendidos y futuros lanzamientos

Entre las adversidades que debe enfrentar Huawei al ser incluida en esta “lista negra”, una que ha sido considerada un serio riesgo potencial para la comercialización de sus productos, es no poder incluir certificaciones y aplicaciones de Google.

Un problema que, de alguna manera podía ser superado pues los smartphones pueden seguir usando Android como Sistema Operativo y algunas aplicaciones pueden ser descargadas a través de terceros. Sin embargo, este fin de semana Google publicó una recomendación, así como una seria advertencia para usuarios de dispositivos Huawei.

A través de una publicación en su blog Android Help, dio una explicación más extensa sobre esta situación. Primero, explica que se mantienen en apego a la ley estadounidense que les prohibe colaborar con cierto número de empresas, incluida Huawei, detallando que esto aplica para todos los dispositivos que se hayan producido y vendido durante el segundo semestre de 2019 y posteriores.

Igualmente, subrayan que, si bien de conformidad con las regulaciones gubernamentales mantienen dando servicio de actualizaciones seguridad y de aplicaciones a todos los servicios de Google en los dispositivos existentes -fabricados o vendidos antes del 16 de mayo de 2019-, lo seguirán haciendo mientras “esté permitido”.

Sin embargo, hace una seria advertencia al señalar que las aplicaciones y servicios de Google no están disponibles de manera nativa o preinstalada en ningún dispositivo nuevo de Huawei, y que no recomiendan descargar sus aplicaciones (Gmail, YouTube, Maps, entre otras), debido a que se consideran “no certificados”.

“Las aplicaciones de Google descargadas no funcionarán de manera confiable porque no permitimos que estos servicios se ejecuten en dispositivos no certificados donde la seguridad puede verse comprometida. (…) también conlleva un alto riesgo de instalar una aplicación que ha sido alterada de manera que pueda comprometer la seguridad del usuario”, detalla la nota firmada por Tristan Ostrowski, director legal de Android & Play.


Te puede interesar:

Un problema para Huawei

En un principio, esto afectaba a los Mate 30 y una lista muy corta de smartphones lanzados en el segundo semestre de 2019, por lo que, en teoría, no impactó de manera significativa las ventas de la tecnológica china.

Al menos eso se ve en los números, en 2019 se consolidó como la segunda marca de mayores ventas al vender alrededor de 240 millones de dispositivos, sólo detrás de Samsung que colocó cerca de 295 millones, pero superando ampliamente a Apple, que vendió unos 197 millones de iPhone, de acuerdo con un análisis de Strategy Analytics.

Anuncio


Pero, ahora a esa pequeña lista que incluye los Mate 30, se irá acrecentando con el correr de 2020, por lo que es muy probable que los dispositivos que presente el próximo 24 de febrero, en Barcelona, evento que convocó tras la cancelación del MWC 2020, sean incluidos en este grupo de dispositivos en los que Google recomienda no instalar sus app. Situación que también aplicará para el P40, que se prevé sea presentado en marzo.

La explicación de Google se da a unos días de que Washington volviera a endurecer sus acusaciones en contra de Huawei, y a reducir las posibilidades de que se resuelvan las restricciones para hacer negocios en terrirorio estadounidense.

Esto es un problema, porque aunque la de Shenzhen tiene entre sus recursos una fuerte estrategia de marketing que ha hecho crecer su awareness y engagement, las medidas actuales y la advertencia de la de Mountain View, podrían ser factores que el consumidor tome una decisión de compara.