• De acuerdo con Statista, Arby’s generó ingresos por tres mil 890 millones de dólares en 2018

  • Por su parte, Bud Light todavía se corona como la marca de cerveza preferida en EEUU

  • Las fiestas de Storm Area 51 se están realizando en Nevada, cerca de la localización de la base militar

Hoy en día, la mayor parte de la publicidad se realiza a través de los canales digitales. No por nada, este tipo de anuncios abarcarán más de la mitad del gasto de las marcas. Sin embargo, eso no significa que técnicas más tradicionales dejen de tener su utilidad para las estrategias de marketing. En este grupo, por supuesto, no solo se cuentan TV convencional, radio, Out-of-Home (OOH), etcétera. También se refiere a activaciones como fiestas, congresos y eventos.

Este tipo de activaciones tienen ventajas comprobadas para las empresas. De acuerdo con Aventri, hasta el 31 por ciento de los mercadólogos creen que fiestas y eventos son la mejor herramienta a su disposición. Bizzabo, por su parte, anota que el número de compañías que organizan congresos y otras activaciones creció en 17 por ciento entre 2017 y 2018. A eso hay que sumar que el 76 por ciento de las marcas integran estas iniciativas a su estrategia general.

Por supuesto, no cualquier tipo de evento es igual para cualquier compañía. Tal vez las empresas de retail podrían generar mayor expectativa con un showroom o lanzamientos en vivo de nuevos productos. Las empresas en el sector Business-To-Business (B2B) tendrán mejores resultados con congresos u organizando exposiciones. Pero para las marcas que venden directo al consumidor, la mejor estrategia muchas veces es organizar fiestas.

Las fiestas de Storm Area 51

De acuerdo con AdAge, dos marcas se han tomado esta posibilidad muy en serio. Tanto Arby’s como Bud Light han aparecido en fiestas temáticas sobre el meme Storm Area 51. Ya desde hace meses que ambas empresas habían mostrado su interés en sumarse a la tendencia. En julio, la cervecera prometió lanzar una nueva presentación inspirada en la vida alienígena. Por su parte, la cadena de restaurantes anunció un tour de sus recetas secretas días después.

Ahora ambas están cumpliendo con su promesa. Bud Light colocará una hielera llena de las nuevas presentaciones de cerveza cerca del sitio del supuesto evento. Mañana, cuando se planeaba realizar el Storm Area 51, los alienígenas podrán pasar a recolectar su premio. Por su parte, Arby’s continuará con su caravana y llegará a un evento donde se reunirán artistas cerca de la base en Nevada. Ninguna de las fiestas fue organizada directamente por las marcas.

Dando continuación a un meme, hasta las últimas consecuencias

No es la primera vez que alguna marca participa en fiestas con fines comerciales. En el pasado Saint Patrick’s Day, varias compañías (entre ellas Heineken y Sam’s) se unieron a las distintas celebraciones en Estados Unidos (EEUU). Red Bull, en febrero, patrocinó la fiesta de cumpleaños de Neymar. También se pueden considerar iniciativas un poco más humildes, como el disfraz que KFC lanzó para que las personas pudieran encarnar a su mascota.

La cuestión más importante de esta noticia es cómo las fiestas donde participan Arby’s y Bud Light continúan dando legitimidad a un meme potencialmente peligroso. Esto es más relevante siendo que el día cuando se quiere llevar a cabo el Storm Area 51 es literalmente mañana. Tan cerca de la fecha, tal vez la decisión responsable sería que las empresas cambiaran su tono para disuadir a sus audiencias de cualquier locura. En cambio, continúan con su estrategia.

Por otro lado, hay que admirar el compromiso de ambas marcas con su estrategia de marketing. Están literalmente siguiendo con su iniciativa hasta las últimas consecuencias. Por supuesto, las fiestas en sí no son necesariamente una señal al público para participar en el “ataque”. Incluso se podría decir que tratan de darle un tono más ligero a la idea, que no implique un enfrentamiento con la fuerza aérea. Pero ya se verán las consecuencias mañana.