5 tipos de cosas que no debes compartir en redes sociales si no quieres que te corran

México.- Una gran cantidad de personas con acceso a internet se conecta a las redes sociales en horario de trabajo y a veces comparte información que podría afectar la imagen de la empresa o el desarrollo de un proyecto.

Más notas relacionadas:
70 por ciento de los reclutadores usan redes sociales para encontrar candidatos
Viral: la mentira de un padre conmociona redes sociales
Aprende sobre gestión y manejo de crisis en redes sociales

 

Saber qué compartir y qué no en redes sociales debería ser algo de sentido común, pero desgraciadamente muchas personas no miden las consecuencias y se les hace fácil. Te decimos las cosas relacionadas con tu trabajo que no debes mostrar en social media.

1. Información confidencial de la empresa
Si trabajas en una agencia de publicidad o en cualquier tipo de empresa es obvio que hay información que no se debe compartir al exterior de esta. Todo el personal debe tener claro qué es lo que sí puede postear en Facebook y Twitter.

2. Fotos de productos en desarrollo
La filtración de imágenes de productos en desarrollo puede significar graves pérdidas para una empresa. Así ha pasado con prototipos o diseños que a veces se publican sin querer. Presta atención a lo que se ve en tu espacio de trabajo cuando te tomes una selfie para Instagram.

3. Ideas que puede robar la competencia
Las ideas mejoran cuando se comparten con otras personas pero esto no significa que también las conozca la competencia. La forma más sencilla de echar a perder una buena idea es decírsela a la gente equivocada y esto se logra “presumiéndolas” en redes sociales.

4. Comentarios negativos sobre los jefes y compañeros
No son pocas las personas que utilizan las redes sociales como una válvula de escape para quejarse de lo horrible que es su vida laboral y qué tanto odian a su jefe y a sus compañeros. Muchos utilizan, cobardemente, un seudónimo pero la verdad surge a la luz tarde o temprano.

5. Actitudes inadecuadas
Las redes sociales se utilizan para mostrar información personal pero lo que haces fuera de la oficina puede afectar la imagen de tu empresa. Un ejemplo de estos casos son las personas que lastiman a los animales y lo presumen en Facebook o Twitter y se ganan el odio de miles de usuarios de internet. Si ese tipo de personas es parte de una organización, puede afectar la opinión que la gente tiene de esta.