x

Suscríbete a Merca2.0 y accede a más 3,500 artículos exclusivos a suscriptores. Haz clic aquí

Una oferta pondrá feliz a tu cliente, pero no a tu marca

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on pinterest
Bajo la idea de que lo caro es muy bueno y lo barato no lo es, ¿qué tan conveniente es bajarle el precio a tu producto, ponerlo en oferta?
260x221-Enrique-Staines-New

Bajo la idea de que lo caro es muy bueno y lo barato no lo es, ¿qué tan conveniente es bajarle el precio a tu producto, ponerlo en oferta?

Más allá de beneficio económico inmediato que recibe tu producto al hacer una oferta, ¿qué tanto puede afectar su imagen de marca? 

Te sugiero que te preguntes si una promoción o descuento es realmente indispensable para vender tu producto. Tal vez para el departamento de marketíng sea una salida fácil hacer esto. Sin embargo, pueden existir otras alternativas que no dañen su imagen, por ejemplo, tal vez los materiales de tu producto son de mejor calidad que los de su competencia, la calidad del servicio que ofreces es incomparable y destacar esto en tus anuncios logrará la preferencia de tus clientes potenciales y podrás alcanzar tus metas de ventas. Claro que todo dependerá de como se escriba esta ventaja, qué argumentos utilices, a quién se los dices y en qué momento lo haces.  

Sugiero que pienses cómo será percibida dicha oferta y cómo afectará más tarde tus tarifas de precios. Con las ofertas puedes conseguir que tus clientes no te compren hasta que vuelva a estar con descuento, si es así, el valor de tu marca será bajísimo. 

Si decides hacer la oferta, deja muy claro que es por un motivo especial, saldos, final de temporada, depuración de stock y que es por tiempo limitado. Así podrás enfatizar que hacerlo no es tu política de precios.

Imagina un Ferrari con el 50% de descuento, pensarías que es “hechizo”, falso, eso es valor de marca. Un Rolex para caballero con 60% de descuento en la compra de uno para dama. ¡Glup!

Las personas se sienten bien al pagar un precio alto por un producto que perciben como valioso y, aunque no lo reconozcan jamás, no se sienten bien cuando compran algo por barato. 

Dale argumentos de peso a tu cliente del valor de tu producto o servicio, explícale de manera precisa e inteligente, por qué vale lo que cuesta. Dile cómo será percibido por los demás si usa tu marca, qué sentirá cuando lo haga. Genérale una emoción por pagar 10 o 20% más por tu producto que por el de tu competencia. ¿Sabes?, es posible lograr esto. Ferrari, Rolex, Nike, Adidas, Tiffany, Gucci, Lindt, lo han logrado, ¿por qué tú no?  

Cuida a las palabras y ellas cuidarán de tu marca. 

Hasta el próximo miércoles. 

Suscríbete al contenido premium de Merca2.0

De Madrid a la Ciudad de México, la fuente más confiable de estrategias de mercadotecnia a nivel global. Una mirada a las estrategias de las grandes marcas y las tendencias del consumidor.

Únete a la comunidad más grande marketing en español del mundo. Más de 150 mercadólogos inscritos.

Premium

Populares

Únete a Merca2.0

Únete a más de 150,000 lectores

Regístrate a nuestro newsletter en la siguiente forma y recibe a primera hora las noticias más importantes de mercadotecnia, publicidad y medios en tu correo.
Más de Merca2.0

Artículos relacionados