Se avecina otra crisis de marca para Volkswagen, la demandan por fraude

Volkswagen ha logrado sobreponerse del escándalo del #dieselgate, al regresar a niveles de crecimiento al situarse en los 13 mil 920 millones de euros

Imagen de Bigstock
  • Volkswagen fue demandada por la Comisión de Bolsa y Valores de Estados Unidos

  • El organismo indicó que la marca debió informar sobre el alcance del escándalo

  • La armadora se defendió al asegurar que otras firmas pagaron menores sanciones por delitos similares

Desde que el dieselgate estalló hace unos años la firma ha intentado resolver el impacto negativo que este suceso provocó a la marca; aunado a lo anterior, también ha librado diversos frentes en los diversos territorios donde tiene presencia.

Ejemplo de lo anterior fue lo sucedido en Puebla, cuando se le acusó de recurrir a bombas antigranizo a fin de evitar daños en los vehículos que fabrica, sin embargo esta acción supuso la afectación de la producción agrícola en la entidad.

Asimismo, durante la semana te dimos a conocer que la armadora alemana recortará entre 5 y 7 mil puestos de trabajo a fin de reducir costos operativos en la cadena de valor de la producción de los vehículos eléctricos y, aunque no se especificó qué plantas y países se verán afectados, esta decisión podría traer consecuencias a la marca ante posibles demandas colectivas.

No obstante, el escándalo que se avecina para la armadora proviene de la Comisión de Bolsa y Valores de Estados Unidos, quien demandó a Volkswagen así como a su expresidente ejecutivo Martin Winterkorn por el escándalo de emisiones de vehículos diésel en que se vio envuelto durante 2015 (dieselgate), argumentando un “fraude masivo” contra inversionistas estadounidenses.

De acuerdo con un reporte de Reuters los reguladores e inversionistas refieren que la marca debería haber informado antes sobre el alcance del escándalo; por su parte, VW aseguró que en ese momento no estaban claras las potenciales multas y sanciones ya que otras empresas pagaron sumas mucho más reducidas por delitos similares.

La Comisión indicó que en su demanda civil que desde abril de 2014 hasta mayo de 2015, la armadora emitió más de 13 mil millones de dólares en bonos y valores respaldados por activos en mercados del vecino país del norte, en momentos en los que sus altos ejecutivos sabían que más de 500 mil de sus vehículos en Estados Unidos superaban con creces los límites legales de emisiones.

El objetivo de la demanda, detalló la agencia, es impedir que el expresidente ejecutivo de la marca, Winterkorn se desempeñe como funcionario o director de una empresa pública en Estados Unidos y recupere “ganancias obtenidas de forma ilícita”.

Ventas al alza.

A pesar de los escándalos en los que la firma ha estado presente, su número de ventas sigue incrementándose, de acuerdo con datos propios de Volkswagen, sus ingresos por ventas durante 2018 fueron de 235.8 mil millones de euros, cantidad superior a los 230.68 mil millones reportados un año antes.

Incluso, en la ganancia operativa, la armadora ha logrado sobreponerse del revés del escándalo de los vehículos alterados, durante 2015 se registraron resultados negativos, al tiempo que después del hecho, ha regresado a niveles de crecimiento al situarse en los 13 mil 920 millones de euros.

Esto nos indica como es que los trabajos de la firma, orientados a la producción y calidad de sus productos han logrado recuperar la confianza del consumidor; no obstante, ahora tiene el desafío de lograr recuperar la confianza de los inversionistas.