Renault dice adiós a la “era Ghosn”: despide al CEO “con efecto inmediato”

Renault y Nissan empiezan una nueva relación luego de la salida de los dos CEO que fueron parte de la "era Ghosn".

  • Renault votó derrocar “con efecto inmediato” al presidente ejecutivo Thierry Bollore

  • Se espera que esto mejore el vículo con Nissan

  • Bollore lo describió como “un golpe de Estado”

La junta de Renault votó este viernes lo que se esperaba: derrocó “con efecto inmediato” al presidente ejecutivo Thierry Bollore, ya que el fabricante de automóviles francés busca un nuevo comienzo tras el escándalo tras la salida de Carlos Ghosn.

Bollore fue durante mucho tiempo la mano derecha de Ghosn y esto generaba diferencias en el seno de una junta que tuvo un 2019 muy complicado: primero por los problemas de Ghosn con la justicia y, luego, por la venta fallida a FCA.

El ahora destituido CEO había sido promovido para ayudar a estabilizar a Renault en lo que quedaba del año, luego de la salida de Jean-Dominique Senard, que fue contratado por Michelin como presidente.

Además, según Reuters, tenía una “relación incómoda” con Nissan, el mega socio en la alianza, “y Renault y el Estado francés, su accionista clave, desean reparar los lazos y reforzar la unión de las automotrices”.

Renault confirmó que la actual directora financiera, Clotilde Delbos, asumirá el puesto de Bollore de manera interina hasta que resuelvan su sucesor.

Apenas conocida la noticia, las acciones de Renault subieron casi un 5% en las primeras operaciones en la Bolsa. Evidentemente los mercados estaban esperando la decisión de la compañía francesa.

Bollore no se quedó callado. Horas antes, sabiendo que lo iban a destituir, dijo que se trataba de un “golpe de Estado” en una entrevista con el periódico francés Les Echos. “La brutalidad y lo inesperado de lo que está sucediendo es asombroso. Es un golpe muy preocupante”, dijo Bollore.

Además de Delbos, la compañía gala quedará liderada por el actual ejecutivo de ventas Olivier Murguet y un jefe senior de fabricación y suministro, Jose-Vicente de los Mozos. Los tres formarán una especie de triunvirato.

Nissan, en tanto, eligió el martes a Makoto Uchida, ex jefe de los negocios en China, para reemplazar a Hiroto Saikawa, quien renunció como CEO en septiembre después de que admitió haber recibido pagos excesivos.

Uchida tiene estrechos vínculos con Renault, lo que podría ayudar a aliviar la tensión desatada en la alianza tras la salida de Ghosn.

La relación entre Nissan y Renault se complicó más a mediados de este año cuando Fiat Chrysler ofreció fusionarse con la compañía francesa para crear un gigante automotriz, separado de la nipona. La idea no cayó del todo bien en el Estado galo, por lo que FCA retiró la oferta.


SUSCRÍBETE AL CONTENIDO PREMIUM POR TAN SÓLO $299