x

Suscríbete a Merca2.0 y accede a más 3,500 artículos exclusivos a suscriptores. Haz clic aquí

Pepsi desacredita la estrategia de negocio de Coca-Cola: Es una moda a corto plazo

Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on pinterest
Pepsi informó que no entrará a la competencia con Coca-Cola en las bebidas refrescantes con alcohol al considerar que son una moda pasajera.

Coca-Cola y Pepsi históricamente se han mantenido en una lucha sin cuartel. En un juego que en el grueso de las ocasiones podría leerse como “lo que hace la mano hace la tras”, ninguna de las dos firmas ha querido dejar espacio para que su rival se quede sólo en alguna categoría; sin embargo, eso está por cambiar.

Desde hace algunos años, Coca-Cola ha implementado una fuerte estrategia para ampliar su portafolio. La idea es restar dependencia de sus productos estrella que ahora mismo, parecen ir contra las tendencias del mercado.

Movimientos a la vista

Ante la caída mundial de consumo de refrescos, la compañía estadounidense ha decidido lanzar nuevas propuestas al mercado en donde aquellas reducidas en calorías y azucares así como las que se relacionan con café y té han tenido especial aceptación en el mercado.

Gracias a este cambio de dirección, en el que su producto estrella ha dado un paso atrás para abrir camino a nuevas opciones de bebidas consideradas como más saludables y ajustadas a los estilos de vida de los consumidores, Coca-Cola reportó un beneficio neto de 8 mil 920 millones de dólares durante 2019, lo que supone un crecimiento de 39 por ciento eme comparación con el año anterior inmediato.

Lo cierto es que la estrategia de Coca-Cola no sólo se traduce en nutrir su propuesta comercial con bebidas bajas en calorías.

Recientemente la firma ha decidido entrar al mercado de las bebidas refrescantes con alcohol, categoría que en años recientes ha registrado un crecimiento especialmente importante.

De acuerdo con un reporte de UBS Evidence Lab casi la mitad de los encuestados (47 por ciento) bebía hard seltzer con regularidad u ocasionalmente, mientras que el 39 por ciento nunca había probado  o no estaba “familiarizado” con la categoría.

De esta manera, la marca del logo rojo anunció en julio pasado que entregaría al mercado de los seltzer duros, pasó que fue confirmado esta semana luego de que anunciara un acuerdo con la cervecera Molson Coors para fabricar una versión con alcohol de su agua con gas Topo Chico que venderá en Estados Unidos y Latinoamérica en meses próximos.

Pepsi no entra al juego

Aunque estos anuncios han movido muchas piezas en el tablero de la industria, lo cierto es que para Pepsi se trata de movimientos que dejará pasar por alto, ya que ha informado que no entrará a la competencia en este terreno por considerar que las bebidas refrescantes con alcohol son una moda con poco futuro si se compara con oras categorías que crecen exponencialmente.

En la comparencia de presentación de resultados, el CEO de PepsiCo, Ramón Laguarta, aseguró que en su lugar la empresa se enfocará de lleno al negocio de las bebidas energéticas que desde hace ya varios años reportan una tendencia a la alza.

Para el directivo de Pepsi, lo que sucede ahora con los seltzer duros no es más que una moda pasajera. “Hace unos años eran los CBD (bebidas infusionadas con cannabidiol, que se obtiene de la flor del cannabis), ahora son las bebidas con alcohol”, afirmó el directivo.

En contra parte aseguró que las bebidas energéticas de la firma han crecido a doble dígito, lo que ha dado pie a que las inversiones en dicha área se mantengan a la alza.

La empresa que es propietaria de Gatorade, anunció recientemente la compra de RockStar, al tiempo que llegó a un acuerdo de distribución con Bang Energy.

Estos movimientos se suman al esfuerzo relacionado con su marca Mountain Dew y así como a la alianza firma con la marca de Starbucks para el desarrollo de este tipo de bebidas.

“Estos son nuestros cuatro grandes pilares y van a ser nuestra prioridad, especialmente en 2021”, decretó el CEO.

Caminos opuestos ¿quién ganará?

Con esta decisión queda claro que Pepsi y Coca-Cola están tomado caminos diferentes para hacer frente a la situación que dejó la emergencia sanitaria, y lo cierto es que ninguna parece ser errada.

Ambas categorías registran tendencias a la alza por lo que está en juego es descubrir por cuánto tiempo.

Pepsi parece haber resuelto el dilema y a decir de las declaraciones de su CEO, el cambio del comportamiento del consumidor impulsaría la apuesta a los productos energéticos. “La gente está asumiendo rutinas de ejercicio diario. Esto ayuda al segmento de las bebidas energéticas y obviamente Gatorade es un líder en esa categoría”, concluyó el directivo.

Suscríbete al contenido premium de Merca2.0

De Madrid a la Ciudad de México, la fuente más confiable de estrategias de mercadotecnia a nivel global. Una mirada a las estrategias de las grandes marcas y las tendencias del consumidor.

Premium

Populares

Únete a Merca2.0

Únete a más de 150,000 lectores

Regístrate a nuestro newsletter en la siguiente forma y recibe a primera hora las noticias más importantes de mercadotecnia, publicidad y medios en tu correo.
Más de Merca2.0

Artículos relacionados