Ciertamente a lo largo de los últimos meses Nike ha sido destacada como una de las compañías que mejor había resistido la crisis que se vive a nivel global desde hace varios meses. No obstante, ni la gigante deportiva es imbatible ante un contexto como el actual.

El jueves la marca estadounidense dio a conocer los resultados financieros de su cuarto trimestre y año completo fiscal, reconociendo una caída significativa en ventas lo que ha impactado en el valor de la compañía en los mercados bursátiles y, al parecer, también al interior de su estructura.

Un sensible recorte

Lo anterior debido a que un reciente informe indica que Nike está haciendo un recorte personal al interior de la organización, esto tras haber dado el reporte financiero.

De acuerdo con información de Complex, esto se daría a conocer a los empleados a través de un correo electrónico -al que tuvo acceso el medio- en el que el CEO de Nike, John Donahoe daría detalles sobre las decisiones tomadas. Aunque no se dieron especificaciones sobre cuántos empleados y qué departamentos se verían afectados.

No obstante, todo indica que el recorte se daría en dos bloques, el primero de ellos se anunciaría en julio próximo, mientras que la segunda ronda de despidos se prevé para el otoño.

De acuerdo a lo publicado y con base en los últimos reportes de Nike, se especula que los trabajadores de las tiendas de retail físico, de centros de distribución, así como de instalaciones de maquila de la firma deportiva estén entre los despedidos.

Los números de Nike confirmaron su preocupación

El mes pasado, cuando todos veíamos a Nike como un símbolo de fortaleza dada su resistencia hasta ese momento ante la crisis global, la marca dio a conocer su estrategia de reapertura de tiendas, pero al mimo tiempo externó su preocupación porque identificaban síntomas de que el negocio no andaba del todo bien.

Dichas preocupaciones se confirmaron el jueves al dar a conocer sus resultados financieros, en los que indicaron que durante el periodo que concluyó el 31 de mayo, obtuvo ingresos por 6 mil 310 millones de dólares, una caída del 38 por ciento respecto a lo reportado un año antes.

Más aún, reportó una pérdida neta de 790 millones de dólares o 51 centavos para acción en comparación con los 989 millones, o ganancias de 62 centavos por acción, en 2019.

Para el año completo, Nike dijo que tuvo ventas por 37 mil 403 millones de dólares, por debajo de los 39 mil 117 millones reportados el año pasado, algo que la firma atribuyó a la caída durante el cuarto trimestre en el que su negocio se desplomó un 38 por ciento (periodo en el que se desató la pandemia de COVID-19).

Nuestro resultado del cuarto trimestre se vieron impactados significativamente por los cierres de tiendas en Norte América, Europa, Oriente Medio, África y Asia-Pacífico, donde el 90% de las tiendas Nike estuvieron cerradas durante ocho semanas”, dijo Nike en su reporte publicado el jueves. No constate, el CEO de la marca John Donahoe también expresó: “Continuamos invirtiendo en nuestras mayores oportunidades, incluido un mercado digital más conectado”.

Hoy, el reporte financiero y, probablemente la noticia dada a conector sobre el presunto recorte, llevan a que las acciones de la marca del swoosh caigan más de 5 por ciento en el índice NYSE de la bolsa de Nueva York.

SUSCRÍBETE AL CONTENIDO PREMIUM POR TAN SÓLO $299