La vergüenza por comprar ropa nueva crece y hay marcas que lo están aprovechando

moda
  • El consumo de ropa está sumándose a tendencias de sustentabilidad, cada vez más importantes en la decisión del consumidor.

  • El mercado de moda ha adoptado la sustentabilidad en diversos segmentos, principalmente en los materiales.

  • Cada  vez salen al mercado alternativas con las que se busca normalizar la producción sustentable de ropa.

La sustentabilidad en el mercado de moda comenzó con fenómenos como el uso de alternativas a las bolsas de plástico, luego de que Ana Hyndmarch popularizara su popular “I’m not a plastic bag”, una bolsa de tela que endureció el debate en contra del uso de bolsas de plástico.

Vogue fue una de las grandes promotoras de esta bolsa y para lograrlo, se comenzó a cuestionar el peso industrial que hoy en día tiene la producción de ropa y las alternativas como el uso de algodón orgánico.

Posteriormente cobró seriedad la propuesta de certificar buenas prácticas laborales, por lo que se recurrió a tendencias como el garantizar que las prendas eran elaboradas en fábricas con trato ético a sus empleados.

Ahora que se ha intentado de todo, incluso el luso de pieles vegetales, una nueva tendencia está surgiendo y ya hay marcas que están impulsando este fenómeno.

Dentro de mercados como el mexicano, la idea de moda sustentable es importante para el 49 por ciento de los consumidores, según un estudio de Cotton Incorporated, mientras que un 34 por ciento dijo que era algo importante.

Estas cifras son un marcador muy importante, pues determinan el impacto que hoy en día tienen las marcas que logran adoptar prácticas sustentables y productos que al final del día terminan por ser elementos indispensables para el nuevo concepto de moda que está en el mercado.

Vergüenza por comprar ropa nueva

Köpskam es un término sueco para referirse a la “vergüenza por comprar” y se ha consolidado a nivel internacional con tendencias mediante las cuales se busca generar una mayor consciencia de consumo, sobre los elementos que realmente necesitas y los productos que no resultaron de una compra inteligente.

Cifras proyectadas por Trendencia advierten que la producción de ropa y calzado en el mundo genera el 10 por ciento de la contaminación a través de CO1, así como el 20 por ciento de las aguas residuales en el mundo.

Marcas que están aprovechando

La tendencia de sustentabilidad ha sido tomada con total seriedad por marcas como Patagonia,

que ha lanzado una nueva categoría de productos llamada Recrafted en la que elabora prendas a partir de la tela de ropa usada, para que el desecho de estas no sea considerable.

Entre las prendas que ha comenzado a vender se encuentran chalecos de 257 dólares y playeras de 57 dólares

Otras marcas que han recurrido a prácticas sustentables han sido firmas como H&M, luego de que la cadena de fast fashion formalizó un programa de reciclaje en el que clasificaba las prendas entre las que podían ser reusadas y las que tenían que someterse a un proceso donde se convertían en fibras para producir nuevos materiales usados para la confección de prendas sustentables.

Productos innovadores

Entre los productos innovadores que se encuentran en el mercado están las pieles vegetales de marcas como Piñatex, una forma que descubrió un proceso a partir del cual se pueden generar pieles vegetales de la cáscara de la piña.

Ahora lee:

A detalle.

Un estimado de Oxfam aseguró que para producir una player y un pantalón se requieren 20 mil litros de agua.

YouGov encontró que las principales características que mejor definen a la moda sustentable es la gran calidad y durabilidad; el no uso de químicos que dañan el ambiente, las prácticas laborales de trato justo y ético; el uso de materiales reciclados y la utilización de empaques biodegradables.

YouGov encontró que el segmento de consumidores que más apoya a la industria de moda sustentable es el que tiene entre 18 y 24 años, seguido del que tiene entre 25 y 34 años.

loading...