La importancia de la segmentación para lograr un impacto exitoso para la audiencia

Se supone que todos sabemos que conocer a tu audiencia es la base para alcanzar el éxito en el mundo de la mercadotecnia actual y especialmente en la industria de eventos corporativos. Desafortunadamente. Aún existen empresas que cometen el error de pensar en el producto o en el evento antes de identificar al tipo de personas que quieren cautivar.

Como Meeting Planner, es importante que tomes en cuenta que, antes de comenzar con la planeación y la organización de cualquier tipo de evento, es necesario que tu cliente te brinde toda la información necesaria que te permita saber el tipo de invitados.

Obviamente es un gran reto y seguramente, te enfrentarás a que algunos clientes que tengan la idea perfecta y bien estructurada del tipo de evento que les interesa, sin embargo, cuando les preguntes a quién irá dirigido, no tendrán una respuesta clara. Antes de avanzar en la planeación y organización, es importante que le hagas saber a tus clientes la importancia de conocer el target, así como la relevancia de la segmentación.

La labor consiste en dividir de manera estratégica, con base en el la evaluación, análisis y conocimiento previo de las personas, en grupos con actividades, gustos o características similares, con el objetivo de que los mensajes logren penetrar y trascender logrado una estrategia exitosa que, además, satisfaga las necesidades de los invitados y supere sus expectativas. Parece demasiado complicado, pero en la práctica es más sencillo de lo que parece.

Existen varios tipos de segmentación:

Geográficos:

Se relaciona por el lugar en el que se ubica la persona o empresa. No es lo mismo organizar un evento para playa que uno en ciudad.

Demográficos:

Los indicadores para este tipo de segmento son edad, género y nacionalidad, entre otros.
Psicográficos:
Tiene que ver con estilo de vida, actitud y personalidad.

Socioeconómicos:

Este indicador mide temáticas de la situación de un individuo frente a la sociedad. Los principales indicadores son: población, educación, hogares, salud, vivienda, trabajo, cohesión social y pobreza.

Conductuales:

Tiene que ver con la lealtad de marca y la actitud del target frente a determinado producto o servicio.

Por actividades:

Dentro de una empresa existen diversos puestos de trabajo, que conviene conocer cuando se trata de eventos dirigidos a los colaboradores de cualquier institución.

Si bien, no todos los indicadores son necesarios para cada tipo de evento, es fundamental que los identifiques y que, de acuerdo con la ocasión, utilices los que puedan aportarte información valiosa para la organización de un evento. No quiere decir que tú, como organizador, tengas que recabar la información, pero sí qué sepas cuáles son los datos que podrían ayudarte a tener una visión más profunda del tipo de invitados para hacer una adecuada planeación y organización.

Por lo tanto, te aconsejo que recuerdes que los eventos no deben ser planeados con base en gustos personales de organizadores o clientes, sino en la segmentación e intereses del público al que van dirigidos, esto incrementará de manera considerable las probabilidades de éxito.

Twitter: @Wolberg007