x

Suscríbete a Merca2.0 y accede a más 3,500 artículos exclusivos a suscriptores. Haz clic aquí

La era del “smartphone”, ventaja de oro para los contenidos

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on pinterest
Bienvenidos a una nueva era, oficialmente los dispositivos móviles se han convertido en la plataforma por excelencia para consumir contenido digital. De acuerdo a un estudio de ComScore Data, dos de cada tres minutos de contenido se consumieron en alguno de estos dispositivos, al menos en los Estados Unidos, región que precede las tendencias que al poco tiempo ocurren en el resto del mundo.

Bienvenidos a una nueva era, oficialmente los dispositivos móviles se han convertido en la plataforma por excelencia para consumir contenido digital. De acuerdo a un estudio de ComScore Data, dos de cada tres minutos de contenido se consumieron en alguno de estos dispositivos, al menos en los Estados Unidos, región que precede las tendencias que al poco tiempo ocurren en el resto del mundo.

Debido a que los consumidores de revistas y periódicos cada vez leen menos en papel y más en pantallas (e incluso en pantallas más pequeñas, o sea en teléfonos móviles) los publicistas y mercadólogos han comenzado a adaptarse a este cambio, modificando sus estrategias de distribución a este nuevo modelo que dista mucho de la comunicación tradicional que reinaba hasta hace un par de décadas.

Ante este nuevo panorama en el que las audiencias se miden menos en tiraje y más en tráfico, visualizaciones y clicks, conviene entender algunas generalidades que no sólo atañen a la industria editorial, sino a cualquiera que haya sido testigo de la transformación de su negocio tras la incursión de la era digital y la penetración de los dispositivos móviles.

El estudio de ComScore data afirma que la forma preferida de usuarios de smartphones de leer contenidos es a través de aplicaciones. Para muestra, conviene enterarnos que en junio de este año, los usuarios de smartphones y tabletas consumieron 779 mil millones de minutos de contenido, frente a los 551 mil que se consumieron en alguna plataforma de escritorio.

Tomando en cuenta estas cifras que indican la evidencia que cada vez los usuarios estamos usando menos nuestras computadoras y más nuestros celulares para enterarnos de lo que nos interesa, conviene a creadores de contenidos, editores, periodistas y profesionales de la publicidad, de la mercadotecnia y de las relaciones públicas, que cambiemos viejos paradigmas y nos adecuemos a la nueva forma de entregar lo que queremos que la gente lea de nosotros.

Lo más obvio sería pensar que los que vivimos de la comunicación estamos al tanto de este nuevo modelo digital, y que estamos dispuestos a enfocar esfuerzos a adaptarnos a la nueva era, sin embargo, la realidad es que no a todos nos ha sido fácil entender que los tiempos en que la tinta y el papel valían más que todo, han comenzado a quedar atrás.

En el campo de las relaciones sociales y la inteligencia mediática, aún existen muchos profesionales que se empeñan en creer (y hacer creer a sus clientes) que un impreso tiene mucho más valor que un texto en formato digital. Muchos clientes, quienes no nacieron en la era digital creen lo mismo y creen que el éxito se mide en caracteres impresos.

Lo que con frecuencia ocurre es que clientes y agencias por alguna u otra razón no han conocido las bondades de los contenidos digitales. Cuando antes se conseguía colocar un mensaje en algún medio impreso, se tenía cierta certeza de su destino, pues por obviedad se conoce el perfil de los lectores por el tipo de medio y la región geográfica de su distribución, entre otras características. Sin embargo, cuando hoy logramos que el mensaje de nuestros clientes se difunda en un medio virtual, conocemos perfectamente quién lo leyó, desde qué lugar del planeta, cuánto tiempo se tomó en hacer la lectura, desde dónde aterrizó en nuestro contenido y cuál fue su decisión después de consumirlo. En resumen, tenemos certeza del impacto que obtuvo nuestro mensaje para determinar puntalmente si nuestra estrategia fue exitosa o no.

Si nos sabemos (o queremos) adecuarnos a estas nuevas y útiles herramientas que el internet ha dispuesto para nuestro negocio, estaremos perdiendo una valiosa oportunidad de llegar justamente a quien queremos llegar y a quien realmente le interesa nuestro mensaje. Una ventaja que sin duda, nadie desearía desaprovechar.

Suscríbete al contenido premium de Merca2.0

De Madrid a la Ciudad de México, la fuente más confiable de estrategias de mercadotecnia a nivel global. Una mirada a las estrategias de las grandes marcas y las tendencias del consumidor.

Únete a la comunidad más grande marketing en español del mundo. Más de 150 mercadólogos inscritos.

Premium

Populares

Únete a Merca2.0

Únete a más de 150,000 lectores

Regístrate a nuestro newsletter en la siguiente forma y recibe a primera hora las noticias más importantes de mercadotecnia, publicidad y medios en tu correo.
Más de Merca2.0

Artículos relacionados