Instalan maquinas surtidoras de jeringas para drogadictos en Las Vegas

La ciudad de Las Vegas, Nevada, instalará las primeras máquinas dispensadoras de jeringas gratuitas para drogadictos, según reportó la cadena estadounidenses CBS.

A diferencia de las máquinas expendedoras tradicionales, no dispondrán de ranura para introducir monedas. Al pulsar el botón, los drogodependientes podrán conseguir una caja con 10 jeringas, un contenedor para guardar las agujas usadas, una goma de plástico para hacer torniquetes, algodón, alcohol y tiritas, así como una hoja con información sobre centros de rehabilitación.

Los promotores de esta iniciativa dicen que la medida ayudará a reducir la propagación de enfermedades como la hepatitis C o el VIH, que es transmitida mediante la reutilización de jeringas infectadas.

Las máquinas forman parte de un programa de colaboración entre las distintas autoridades sanitarias locales y su mantenimiento será financiado por medio de donaciones privadas.

Las primeras tres máquinas que fueron presentadas, se instalarán en el centro de la ciudad fuera de las áreas turísticas.

Ya existen otros programas que intentan aumentar la higiene en las agujas que utilizan las personas que consumen drogas en el área metropolitana de Las Vegas; sin embargo, son las primeras máquinas expendedoras de jeringas.


La oferta de heroína ha inundado el mercado estadounidense, donde el número de muertes por sobredosis de heroína se duplicó en dos años con 10 mil 800 muertos en 2014, algo nunca visto en la última década, de acuerdo con el informe publicado en 2016 por la Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (ONUDC).

Las sobredosis han superado a los accidentes de tráfico y a las armas de fuego como la principal causa de muerte por heridas.

Según los últimos datos de la Agencia Antidrogas de Estados Unidos (DEA), alrededor de 46 mil estadounidenses fallecieron por una sobredosis en 2013 y más de la mitad de estas muertes fueron causadas por analgésicos opiáceos recetados y heroína. En ese mismo año, los accidentes de tráfico acabaron con la vida de unas 35 mil personas y otras 33 mil murieron por armas de fuego.

El presidente Donald Trump ha responsabilizado a los cárteles mexicanos y sus medidas antiinmigrantes están justificadas bajo esta idea, de ser intolerantes con los “bad hombres” que llegan a Estados Unidos a “contaminar a sus pobladores”.

SUSCRÍBETE AL CONTENIDO PREMIUM POR TAN SÓLO $299