La publicidad es una de las actividades más antiguas de marketing de las que se tiene registro. Se cree que algunas de las obras creativas más antiguas en Egipto, Arabia y Roma servían para transmitir mensajes comerciales y políticos. Con el transcurso de los siglos, la disciplina se ha posicionado como un elemento indispensable del mundo contemporáneo. Y con esta importancia, también se ha incrementado significativamente la inversión publicitaria.

De hecho, de acuerdo con Statista, se calcula que la inversión publicitaria a escala global alcanzará los 563 mil millones de dólares (mdd) para finales de 2019. Comparado con el año pasado, esta cifra representa un crecimiento anual de 3.9 por ciento. El mercado más grande se encuentra en la región de Norteamérica, seguido de Asia Pacífico.

En América Latina, la inversión publicitaria se espera que alcance un nivel de 28 mil mdd para finales del año. Una buena fracción de este mercado se concentra en México. Se estima que, a lo largo de 2019, la derrama económica en este sector acumule cuatro mil 230 mdd. Es decir, poco más del 15 por ciento del estimado para la región. Con esta cifra, el país se coloca como la tercer nación más poderosa del sector a lo largo del continente.

México, un oligopolio en inversión publicitaria

Para 2010, el mercado de publicidad en México tenía un valor de apenas dos mil 960 mdd. Es decir que, en nueve años, la inversión publicitaria se ha incrementado en casi 43 por ciento. Con respecto al año previo, el sector experimentó un crecimiento de 2.1 por ciento.

Cabe destacar que el panorama de la inversión publicitaria está dominado principalmente por dos marcas. Genomma Lab está hasta la cima de la cadena, con un gasto anual de tres mil 133 mdd anuales. De cerca le sigue P&G, con dos mil 908 mdd. Bimbo y Colgate Palmolive contribuyen poco más de mil mdd cada una. El resto del top lo conforman Walmart, Nestlé y Unilever, que destinan menos de 890 mdd de su presupuesto a estas actividades.

La televisión es todavía el principal canal a través del cual se transmiten mensajes comerciales. Con una inversión publicitaria de dos mil 299 mdd anuales, aporta más dinero a la industria que el internet, la radio, los anuncios exteriores y el cine juntos.

Finalmente, la categoría que recibe mayor inversión publicitaria es Educación y Medios, con 22 mil mdd anuales. Las categorías de retail y alimentos son las que menos gasto en publicidad generan dentro del top cinco mexicano. En conjunto, aportan 12 mil 200 mdd. Esta cifra es apenas mayor a la de salud y gobierno, con 10 mil 500 y nueve mil 500 mdd respectivamente.