Uno de los temas que causó especial interés durante el lunes pasado en redes sociales fue la misteriosa aparición de un vaso de Starbucks en el más reciente episodio de Game of Thrones (GOT).

Luego de una abrumadora cantidad de mensajes que hacían eco del descubrimiento con hipótesis sobre el verdadero origen de esta repentina aparición, una productora de HBO afirmó que lejos de ser una estrategia de product placement, fue un error del equipo detrás de la aclamada serie.

La situación  de manera involuntaria terminó por beneficiar a la marca de la sirena verde con una exposición ganada valuada en cerca de 250 mil dólares, de acuerdo con estimaciones de Market Watch.

¿Si hubiera sido un product placement?

Con una audiencia que se cuenta en millones, si la aparición incidental de Starbucks en GOT hubiera sido una bien tramada estrategia de product placement su costo se ubicaría en 250 mil dólares.

Las cifras detrás de la serie de Tronos explican el presumible precio. En su octava y última temporada, se trata del programa más popular en la historia de HBO. Durante 2014, venció a “The Sopranos” al alcanzar los 20 millones de espectadores cuando tuvo una audiencia de 25.7 millones durante la temporada 6, según datos de Variety.

De igual firma, el episodio “The Long Night” emitido la semana pasada atrajo a 17.8 millones de vistas en todas las plataformas, lo que lo convierte en el episodio de HBO más visto de la historia, que al mismo tiempo registró un récord en social media con más de 7.8 millones de tweets.

Stacy Jones, CEO de Hollywood Branded, dijo a MarketWatch que GOT “es una serie de televisión del tamaño de un Super Bowl. Estamos comparando esto con una franquicia de Transformer en donde las acciones de este tipo rondan entre los 250 mil a un millón de dólares”.

La aparición de la tasa se ubica en el rango inferior debido a que ningún personaje interactúa directamente con el producto, al tiempo que el logotipo no es del todo visible.

Vitoria en RP

Si bien en términos publicitarios el error se cuenta como una ganancia en miles de dólares para Starbucks, la historia cambia cuando la lectura se hace desde un esfuerzo de relaciones públicas.

Con el ruido que la aparición de la taza causó en redes sociales así como la cobertura que alcanzó en medios de comunicación de todo tipo a nacional a nivel internacional, se estima que la firma de cafeterías pudo haber ganado más de 1 millón de dólares por alcance y cobertura.

Desde Apex Marketing Group Inc., otorgaron un valor a la taza anacrónica de más de 11.6 millones de dólares luego de rastrear la noticia en medios de comunicación y medir la cobertura que el hecho tuvo en radio y televisión, noticias digitales y social media.

Esto tiene sentido, si consideramos que en Twitter -de acuerdo con datos de la propia red social- los tweets relacionados con Starbucks se habrían publicado a una velocidad y promedio 10 veces mayor que su promedio habitual por hora.

Quizá para algunos la respuesta de Starbucks ante el hecho fue muy sutil si se considera el revuelo que causó; sin embargo, lo que queda claro es que el trabajo ya estaba hecho por el jugador más importante en cualquier estrategia de publicidad, relaciones públicas o medios: el propio consumidor.