x

Suscríbete a Merca2.0 y accede a más 3,500 artículos exclusivos a suscriptores. Haz clic aquí

¿El streaming es el camino que debe seguir la industria del cine para sobrevivir?

Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on pinterest

La relación de la industria del cine con el streaming puede considerarse compleja, especialmente cuando se trata de cuestiones como nuevos contenidos o ceremonias de reconocimiento por los mismo. Por ejemplo, hace poco más de un año en el mundo del cine estallaba la controversia por las nominaciones que tuvieron las películas de Netflix para aquella edición de los Oscar. En ese sentido, el que las productoras y distribuidoras pensaran en llevar sus filmes al mundo del streaming antes que a las salas de cine parecía una idea que pocos estaban dispuestos a aceptar… Sin embargo, es posible decir que ninguno de estos entes tenía contemplado que una pandemia estallaría cambiando por completo el panorama y dejando a la industria sin los espacios clave para la proyección de las películas o sin las condiciones adecuadas para seguir con las producciones.

Con salas de cine cerradas, estrenos reprogramados, producciones canceladas y retrasadas, entre otros retos, en esta época la industria del cine sin duda experimenta momentos difíciles por las condiciones en se encuentra el mundo. Según lo comparte Statista, solo en marzo las proyecciones de pérdidas a nivel mundial para el cine llegaron a 7 mil millones de dólares, mientras que para mayo se elevaron a 10 mil millones de dólares.

Las cifras representan un cambio drástico si se considera que solo el año pasado Hollywood rompía su récord de recaudación en taquillas a nivel global sumando más de 42 mil millones de dólares a sus bolsillos.

Es con lo anterior en cuenta que se puede decir entonces que la idea de optar por el streaming para generar ingresos ya no suena tan descabellada como antes, pero, ¿será este el camino por el que optará la industria? ¿debería serlo?

La opción del streaming

Actualmente, con todo y el problema que existe, hay filmes que se niegan a tomar esa opción, el caso más claro y reciente es el de TENET, película del director Christopher Nolan y distribuida por Warner Bros., que tras postergar su fecha de estreno varias veces debido a la pandemia ha decidido moverse a una vez más a una fecha indefinida negándose rotundamente a apostar por el llamado “digital first”. Dentro de las justificaciones dadas para esta decisión, según información citada por The Verge, además de las implicaciones legales que puede traer, está el hecho de que la cinta fue concebida para que se consuma en salas de cine y que su propio director la quería posicionar con el contenido que liderara la reapertura de las salas (cosa que no ocurrió debido a las condiciones actuales). No obstante, también esta el hecho de que se tienen buenas estimaciones de ingresos para la cinta pues otros trabajos previos de Nolan, como Dunkirk e Interstellar, han sido éxito en taquillas.

Todo lo anterior junto con esta consideración con respecto a los ingresos puede ser un fuerte gancho que motive a la industria a no querer abandonar las salas de cine aún y sin duda no solo aplica para esta película en particular, pues son múltiples los filmes que este año han modificado ya sus fechas de estreno, como lo es el caso de “A Quiet Place Part II”, “Fast and Furious 9”, “No Time To Die (007)”. Además de que existen otros que podrían recurrir al cambio de fechas si las cosas no cambian, como podría ser el caso de “Wonder Woman 1984” o el live action de “Mulán”.

Sin embargo, lo anterior no quiere decir que para las productoras y distribuidoras el streaming esté siendo ignorado por completo, de hecho, ya existe una tendencia creciente en cuanto a llevar películas originalmente pensadas para la pantalla grande al apartado del streaming-only. Tomando como referencia a Warner Bros., la firma que también está detrás de “TENET”, se puede destacar como ejemplo el caso de su película de Scooby-Doo, titulada “Scoob!”. Otros casos han sido los de NBC Universal, moviendo “Trolls World Tour”, y Disney moviendo a “Hamilton” directamente a su plataforma Disney+ junto con otras 3 películas.

Hoy en día, aunque las empresas quieran seguir operando bajo las condiciones previas a la pandemia, destaca que muchas ya cuentan con servicios de streaming que pueden alimentar con películas pues han visto el potencial en este canal desde años atrás. No obstante, la pandemia podría acelerar la tendencia a llevar los contenidos a estas plataformas si las cosas allá afuera no mejoran (y durante el tiempo que tome el que las audiencias recuperen la confianza hacia las salas de cine), incluso podrían proyectar a las plataformas como motores de ingresos más importantes.

Por supuesto, para las distintas opciones de streaming el tener contenidos de estreno tan grandes como lo pueden ser los blockbusters sin duda representaría un impulso sumamente relevante. Particularmente podría ayudar a incrementar sus respectivas bases de suscriptores al tener a estos contenidos como ganchos. Un ejemplo de ello ya lo ha experimentado Disney+ con The Mandalorian que, pese a no ser una película, fue un título de alto perfil que, según Fast Company, logró que la plataforma sumara 10 millones de suscriptores más y acumulara 26.5 para el final del trimestre en el que estrenó. Con este caso en meten vale la pena que las plataformas, productoras y distribuidoras se pregunten qué podría pasar si llevan sus estrenos al streaming. El escenario potencial es que puedan generar una base de clientes de los cuales recibir un flujo de ingresos continuo (mensual) mientras estos consumen sus estrenos y otros productos previos que ya hayan desarrollado o hayan integrado, tal como operan hoy los diversos servicios de streaming.

Por otro lado, sin duda cabe destacar que un cambio así hacia el streaming representaría ajustes en diversos apartados, por ejemplo, en el caso de la máxima gala de la industria, los Oscars, al menos para las ediciones que están por venir y que se verían afectadas por las condiciones de la nueva normalidad. Y es que, por ejemplo, para las nominaciones estos premios tienen como requisito que las películas se proyecten en salas de cine durante un periodo de tiempo establecido. Incluso ahora ello ya supone un problema para la organización que se moverá de fecha en 2021 pues las salas siguen cerradas en diversas partes del mundo.

Pero volviendo al tema central, y para concluir, el tener la opción del streaming es algo que sin lugar a dudas, en medio de la pandemia, pude agradecer hoy en día la industria del cine, esa misma que en su momento despreció a la opción como un canal para llevar a las películas.

Suscríbete al contenido premium de Merca2.0

De Madrid a la Ciudad de México, la fuente más confiable de estrategias de mercadotecnia a nivel global. Una mirada a las estrategias de las grandes marcas y las tendencias del consumidor.

Premium

Populares

Únete a Merca2.0

Únete a más de 150,000 lectores

Regístrate a nuestro newsletter en la siguiente forma y recibe a primera hora las noticias más importantes de mercadotecnia, publicidad y medios en tu correo.
Más de Merca2.0

Artículos relacionados