Cuatro claves de asertividad para tu branding personal

Existen ocasiones en que los profesionistas se sienten estancados en cuanto a su imagen profesional se refiere

Indudablemente, la imagen de los líderes sigue siendo un punto de referencia que no se debe descuidar. Independiente del ambiente formal o informal en el que se desarrolle, el impacto de la imagen es permanente, generando buenas o malas primeras impresiones que desde luego te abren o cierran puertas.

De acuerdo con un estudio en la Universidad de Princeton, las personas evalúan la competencia, confiabilidad y simpatía entre otros muchos aspectos, en tan sólo un par de segundos, basándose en la proyección de la otra persona.

Esto no es nuevo desde la era de los 70´s, la influencia de “vestir para triunfar” marcó muchos de los lineamientos de la imagen corporativa y aunque en un inició comenzó con rigidez y a lo largo del tiempo se ha modificado, siempre se ha guardado la referencia de tener en claro los objetivos bajo los cuales quieres construir tu branding personal. Esos principios siguen siendo los mismos: proyectarse lo más profesional.

La imagen profesional que se requiere para un CEO y la de un joven en una agencia de publicidad son completamente diferentes, cada uno tiene su estilo y requieren proyectar distintos valores; aunque ambos necesitan verse profesionales, cada quién debe lograr su propia imagen que lo represente de manera congruente a sus valores y objetivos.

Con los Millennials enfrentamos un reto, por una parte, se considera la generación más informal, pero, por otra parte, son los más conscientes de la necesidad de cuidarse, trabajar su personal branding y generar su propio estilo.

Como consultora y coach de imagen, observo que existen ocasiones en que los profesionistas se sienten estancados en cuanto a su imagen profesional se refiere.

Por ello aquí te doy 4 tips para ser asertivo y generar una imagen de impacto según tu perfil profesional.

1. Conoce tus objetivos y metas
¿Qué quieres lograr con tu imagen profesional? ¿Quieres un trabajo o ascenso? Si tienes en claro qué quieres lograr, entonces podrás definir adecuadamente la imagen de necesitas proyectar.

2. Analiza tu contexto
Analiza el tipo de público al que vas dirigido y dentro de tu análisis suma otros factores como ¿quiénes son tu competencia?, ¿Qué cualidades te hacen destacar a ti? y ¿qué retos tienes que superar para alcanzar tus metas?

3. Rodéate de profesionales
Genera un entorno en el que puedas aprender y crecer profesionalmente. Esto te permitirá construir una red de aliados que te ayudarán a lograr tus objetivos profesionales.

4. Sé práctico
Cuidar tu imagen son significa sobresalir a la vista de todos y llenarte de accesorios o atributos que en realidad no te representan. Muchas veces menos es más, lo importante es ser practico para transmitir tu imagen de liderazgo, pero no te olvides de ser congruente y coherente con lo que realmente eres.

Compartir
Artículo anteriorLa corrupción en México
Artículo siguienteLos millennials… ¿Son leales?
Carolina Bejar, es consultora internacional de estrategias en imagen, especialista en empresas y ejecutivos de negocios. Cuenta con el máximo nivel de certificación en imagen, además de certificación en coaching.