Cuando tu marca crezca, querrás que sea como Lego

La adorable fascinación por Lego: cuatro ejemplos. Si quieres que algo sea viral, vincúlalo con Lego, una marca que parece ser irresistible.

lego
Bigstock

Lego ocupa la posición 196 entre las marcas con mayor valor, pero es la más poderosa del mundo para el Brand Finance’s Global 500 publicado el año pasado, con 92,7 puntos en esta calificación.

Mucho tiene que ver la serie de acuerdos y sociedades establecidas con otras marcas para ofrecer líneas como por ejemplo “Lego Star Wars”, “Lego Harry Potter” y “LegoBatman”.

En estos ejemplo se puede apreciar este “imán” que la gente “siente” por Lego (porque parece que realmente siente algo).

Carta

El 2013, se hizo viral la respuesta que diera la marca de juguetes a Luka Apps, un británico que en ese momento tenía 7 años y que había perdido una minifigura que formaba parte del set Ninjago que se compró con todo el dinero ahorrado de los regalos de Navidad.

“Lamentamos mucho saber que has perdido tu minifigura de Jay pero parece que tu padre tenía razón cuando te dijo que la dejaras en casa. Parece también que estás muy triste…”. La carta completa. En Merca2.0 tuvo más de 350 mil visitas.

Diseño simple

El año pasado, también fue noticia la marca por el “diseño” que en una tienda Lego de Finlandia presentó un niño llamado Riley, de 12 años. Entre distintas creaciones de diferentes pequeños, la que más llamó la atención por su simpleza fue la de Riley, hecha con una sola pieza de color amarillo presentada como “gusano”. La foto se hizo viral.

Cohete

La simple mención a Lego genera impacto. El video del youtuber David Windestal se hizo viral en diciembre pasado al construir un enorme Star Destroyer de Star Wars, para luego estrellarlo contra un muro. Lo construyó con 3 mil 152 piezas de Lego y posteriormente le ató un cohete, colocó una cámara y le construyó una pista para estrellarlo. Tuvo más de medio millón de reproducciones.

Currícula

Otro caso es Leah Bowman, de 20 años, que en 2014 subió a Imgur las fotos de su creativo currículum en versión Lego. Se mostraba vestida con un traje (usando Lego Digital Designer software) y un empaque en el que colocaba las instrucciones y sus características como “producto” ideal para ocupar el cargo. Fue un éxito, al menos en la viralización. No sabemos si consiguió trabajo.