China está comenzando a comerse sus reservas de carne de cerdo (eso no es bueno)

La crisis derivada de la peste porcina se agravó y distintas ciudades chinas empezaron a la carne de cerdo que se acumula sólo para emergencias. El objetivo es inundar el mercado para bajar el precio.

Bigstock
  • La población china consume más carne de cerdo que ninguna otra en el mundo

  • Al ser parte vital de su dieta, no puede faltar

  • La peste porcina mató millones de animales y el gobierno está apelando a algo que sólo hay en China: reservas estratégicas de carne de cerdo congelada

Por la peste porcina que afectó a los cerdos en China, se calcula que se perdieron al menos 100 millones de animales.

Esto ha generado escasez de un alimento vital en la dieta de los miles de millones de chinos que ven cómo el precio de la carne sube hasta niveles más que preocupantes.

A la peste, se sumó la guerra comercial con Estados Unidos, que complica la importación de ganado, y el temor de los granjeros a que un rebrote de la enfermedad vuelva a dejarlos sin nada, por lo que prácticamente no están criando nuevos ejemplares.

Como explicábamos la semana pasada en Merca2.0, todo esto generó que el valor en el mercado minorista de la carne de cerdo aumentara casi un 70% en un año y el mayorista, 90%, según datos del gobierno. Un aumento inédito para un país con un 2,8% de inflación promedio interanual (datos de 2018).

En este contexto de agravamiento de la situación, algunas ciudades están comenzando a usar las valiosas reservas de carne de cerdo congelada, un recurso estratégico que guardan como oro para enfrentar problemas de esta naturaleza.

“Al menos cuatro ciudades o provincias que contienen a aproximadamente 130 millones de personas han comenzado a reducir las existencias para inundar el mercado con carne de cerdo congelada en un intento por estabilizar los precios y aumentar la oferta”, publicó CNN Business.

Producción mundial de carne de cerdo en 2018, por país (en 1.000 toneladas métricas).

Sin cerdo habrá problemas

El consumo de carne de cerdo es vital para la cultura china, y la disponibilidad es aún más importante este fin de semana de septiembre, cuando el país celebra su segunda mayor fiesta del año.

El jueves, por ejemplo, la ciudad de Jinan anunció que iba a vender a precios bajos algunas de sus reservas congeladas de carne de cerdo este viernes y hará lo mismo a fin de mes, antes del 70 aniversario de la República Popular de China, que se celebra el 1 de octubre.

En total, Jinan planea inyectar en el mercado local 1.500 toneladas métricas de carne de cerdo en 15 días.

Otras provincias, como Hainan y Guangdong, hicieron lo mismo: están inundando sus mercados con la carne de cerdo que guardan para emergencias.

WALMART CHINA
Imagen de Bigstock

De qué se trata

La reserva estratégica de carne de cerdo forma parte de una serie de normas que se establecieron en la década de 1970 para hacer frente a emergencias y estabilizar los precios cuando sea necesario.

Además de la carne que se almacena congelada, el gobierno chino también mantiene una reserva de cerdos vivos, que entrega a los agricultores en tiempos de escasez.

China no publica datos sobre la cantidad de carne de cerdo que mantiene en las reservas, pero Chen Wen, analista de Wanlian Securities, estimó para CNN que los suministros podrían ascender a cientos de miles de toneladas.

No sólo tienen reservas los gobiernos locales (provincias y ciudades), también el estado central tiene sus reservas, aunque por ahora no ha decidido usarlas.

Esa sería una medida mucho más significativa ya que indicaría una grave escasez nacional.

Consumo proyectado de carne de cerdo en todo el mundo desde 2015 hasta 2027 (en toneladas métricas). Statista.

Desde la Comisión Nacional de Desarrollo y Reforma de China, el principal organismo de planificación económica del país, se dijo que el gobierno está elaborando un plan para liberar carne en “algunas ciudades importantes” durante los próximos meses, incluso en días festivos.

Otras estrategias

En el mercado minorista, algunas ciudades están limitando las cantidades de carne de cerdo que se pueden comprar. En paralelo, algunos gobiernos locales ofrecen subsidios para los granjeros.

Rabobank estima que la producción de carne de cerdo de China podría caer un 25% este año, lo que significa que el país necesitaría importar hasta 1,5 millones de toneladas.

En paralelo, algunos medios de comunicación estatales están instando a las personas a eliminar la carne de cerdo de sus dietas. Life Times, propiedad de People’s Daily, el periódico oficial del Partido Comunista, le pidió al público que coma menos carne de cerdo en un artículo publicado en su portada el martes pasado.

Se calcula que China enfrentará en 2019 una escasez de carne de cerdo de alrededor de 10,8 millones de toneladas, por lo que sus reservas congeladas no serán suficiente para compensarlo.

China también tiene que lidiar con brotes de peste porcina en otros países. El miércoles, prohibió las importaciones de carne de cerdo de Filipinas, que lucha por contener la enfermedad.

China también prohibió las importaciones de cerdos desde Eslovaquia en agosto por la misma razón.