Cada vez hay más aerolíneas en Asia, pero la industria está en crisis

La industria de la aviación de Asia enfrenta una paradoja: está en auge la cantidad de pasajeros y de aerolíneas, pero los altos costos y la fuerte competencia genera problemas en las finanzas.

Qantas
Bigstock

Únicamente seis de las 20 aerolíneas que tienen base en Asia y cotizan en bolsa obtuvieron ganancias en el último trimestre informado. Es una verdadera paradoja si se tiene en consideración que el volumen de pasajeros no detiene su crecimiento.

Los analistas entienden que la gran cantidad de aerolíneas y la fuerte competencia entre ellas empuja las tarifas a la baja, tensionando las finanzas de los operadores.

Esto, a su vez, las obliga a afinar sus estrategias de marketing para lograr más cuota de mercado. Hay una oportunidad de negocios allí para agencias y especialistas en mercadotecnia de todo el mundo, porque son clientes propensos a buscar asesoramiento externo de occidente.

En este contexto, según SCMP, 2019 será un año muy complicado ya que la competencia continuará y la rentabilidad se reducirá aún más.

Un estudio del Centro para la Aviación CAPA, con sede en Sidney, mientras sólo seis consiguieron ganancias entre las que cotizan en la bolsa, son 19 las aerolíneas que contabilizaron caídas si se compara con el mismo periodo de 2017.

El informe lo dice muy claro: Asia, y especialmente el sudeste asiático, es un mercado de “muy rápido crecimiento pero con escasas ganancias” y pronostica que “la rentabilidad probablemente caerá aún más después por un deterioro en las condiciones del mercado”.

Al parecer, las aerolíneas quieren subir las tarifas, pero es el propio mercado, con alta competencia, el que se los impide. Esto en un contexto de aumento en el precio del combustible.

Sin embargo, el futuro es promisorio. La Asociación Internacional de Transporte Aéreo estima que la región verá un extra de 2.350 millones de pasajeros anuales para 2037, para un tamaño total de mercado de 3.900 millones de pasajeros.

Además, el Consejo Internacional de Aeropuertos asegura que para 2040 la región de Asia y el Pacífico aportará más del 42 por ciento de todos los viajeros aéreos internacionales.

El aumento del combustible es un problema serio, toda vez que justifican el 25 por ciento de los costos operativos de una aerolínea. Se espera que el sector aeronáutico global gaste unos US$ 200 mil millones en combustible, solo en 2019.

Por aerolínea

Thai Airways, con sede en Bangkok, reconoció “dificultades” con la competencia.

En Malaysia Airlines hablan de un 2019 “desafiante” luego de que implementó un plan de reestructuración de cinco años y US$ 1.800 millones en 2015. Ocurrió luego de salir de la bolsa tras la caída de dos aviones.

AirAsia de Malasia y Indonesia Air Lion representan casi el 30 por ciento de todo el transporte aéreo de la región. Aunque tienen fuerte competencia de operadores más establecidos como Singapore Airlines y Cathay Pacific.

En la actualidad, hay 2.050 aviones en servicio entre las aerolíneas del sudeste asiático, y hay 1.700 más ya encargados. Tres aerolíneas low cost (AirAsia, Lion Air y VietJet de Vietnam) son los que han comprado la mayoría de esos nuevo aviones aún en fabricación.

Singapore Airlines dice que se está viendo un crecimiento en la demanda de pasajeros de Japón, y una desaceleración en el tráfico chino.

Asia Aviation dicen que la industria necesita que el petróleo se mantenga estable o baje de precio.