Apple y Disney quieren ayudar a reconstruir Notre Dame

Notre Dame
Imagen: así lucía Notre Dame / stock / Bigstock

El lamentable incendio que destruyó a la catedral de Notre Dame, uno de los edificios religiosos, históricos y culturales más importantes de París, y del mundo, atrajo la atención y preocupó a gran parte del mundo empresarial.

El siniestro que se produjo lunes devastó el edificio que es un emblema de la capital francesa y que visitan más de 13 millones de personas al año.

Su reconstrucción de Notre Dame ocupará varios años y una inversión cercana a los 120 millones de euros. Sin embargo, los franceses no estarán solos, a lo largo de la semana varias marcas han expresado públicamente su interés por sumar esfuerzos -en distintas formas- para restaurar esa joya arquitectónica.

Apple y Disney se suman

Apple y Disney son dos de las empresas de mayor awareness a nivel mundial, de hecho, de acuerdo con el estudio Brand Intimacy 2019, elaborado por la agencia de branding MBLM son la primera y segunda que generan mayor intimad con el consumidor.

De acuerdo con el informe, son marcas que logran crear vínculos con sus clientes, un valor que a la postre se traduce en un mayor crecimiento económico.

Hay diversos factores que abonan a este vínculo, como la calidad de los productos o servicios, pero también aquellos valores intangibles como la responsabilidad social.

Esto es algo que se ve reflejado en las recientes acciones anunciadas por Disney y Apple, ya que ambas buscan ayudar a la reconstrucción de Notre Dame.

Por un lado, Tim Cook, CEO de la tecnológica anunció que donarán “a los esfuerzos de reconstrucción para ayudar a restaurar la valiosa herencia de Notre Dame para las siguientes generaciones”.

En tanto, la firma de Burbank hizo lo propio al informar que apoyaría al gobierno francés para restaurar la catedral de 856 años con la donación de 5 millones de dólares.

El social responsibility que beneficia a las marcas

Apple y Disney son dos grandes nombres que se suman a la lista de marcas que buscan apoyar la reconstrucción de Notre Dame; L’Oréal, Louis Vuitton, Gucci y Ubisoft, son algunas de ellas.

Peor, esta ataque de responsabilidad social tiene mucho de empatía con el valor que en el colectivo social se le da al edifico emblemático de París (incluso aunque nunca la hayan visitado), pero también pasa por el efecto que esa solidaridad pueda tener en el consumidor.

Recordemos loas datos obtenidos por un estudio realizado por eMarketer que indica que el 50 por ciento de los consumidores asegura haber comprado cuando menos en una ocasión en función de los valore éticos que respaldan a una marca.

Es decir, proyectar esa imagen de preocupación y solidaridad social podría tener un efecto en el público y verse reflejado en su empatía, lealtad o preferencia respecto a las marcas.