Las ventas del iPhone parecen ir en picada y Apple está obligada a buscar nuevas formas de mantener rentable su negocio.

Si bien la empresa vendió cerca de 212.1 millones de unidades de su smartphone durante 2018, según Canalys, lo cierto es que este dispositivo pierde fuerza como pilar del negocio de Apple.

Según el reporte financiero de su primer trimestre fiscal, los ingresos generados por el smartphone cayeron un 15 por ciento; vendió unos 71.7 millones de smartphones, lo que representó más de 51 mil 982 millones de dólares.

Apple, el mejor cliente de Amazon

Ante estos números, la empresa liderada por Tim Cook viró sus esfuerzos para fortalecer sus líneas de negocio relacionadas con los servicios.

Así, durante su última presentación vimos como fueron reforzados sistemas como la App Store, AppleCare, Apple Pay e iCloud, al tiempo que fueron lanzadas nuevas propuestas como una plataforma de streaming que compartiera con Netflix así como un sistema de juegos en línea bajo suscripción.

Con este giro en la estrategia de negocio, Amazon resultó ser el único y más grande ganador, debido a que Apple se ha convertido en su mejor cliente con inversiones millonarias que, cuando menos en la teoría, prometen mantenerse durante varios años.

Un reciente reporte publicado por CNBC, indica que Apple invierte cerca de 30 millones de dólares mensuales en Amazon Web Service, lo que la convierte en uno de los principales clientes de la empresa de Jeff Bezos.

Aunque en primera instancia podría pensarse que esta inversión sólo cubre lo relacionado con iCloud, la publicación indica que Apple podría estar invirtiendo en sus servicios de procesamiento de datos en la nube para recuperarse de las pérdidas reportadas tras el lanzamiento de sus dispositivos insignia, iPhone Xs y iPhone XR que incluso han desacalorado su volumen de producción.

Una relación a futuro con una gran paradoja

Todo apunta a que esta relación podría mantenerse cuando menos durante el siguiente lustro. A finales del año pasado, Apple señaló que invertiría cerca de 10 mil millones de dólares en centros de datos en Estados Unidos; de este total cerca de 4 mil 500 millones se verían reflejados durante 2019.

La cifra no es nada pequeña y demuestra la desesperación de Apple por capitalizar su línea de servicios ante la estrepitosa caída en las ventas de su smartphone. Recodemos que, tal y como indican desde Reuters, Apple sufrió una caída de 74 mil millones de dólares en su valor de mercado.

Si bien Apple tiene buenas oportunidades para capitalizar sus servicios y recuperar algo de lo perdido, lo cierto es que convertirse en el mejor cliente de Amazon representa una paradoja, si consideramos que esta última compañía será uno de sus grandes competidores en diversos servicios. Desde los sistemas de pago hasta el contenido vía streaming, Amazon ha entrado a la competencia con especial fuerza.

Así Apple está alimentando al que podría ser su mayor depredador. La empresa de la manzana podría ser la siguiente gran víctima del “Efecto Amazon”, fenómeno que radica en la dificultad que enfrentan muchas marcas y puntos de venta para competir con Amazon ante las fortalezas que ha logrado construir en el mercado.

loading...