Alemania no prohibirá a Huawei y la empresa china ya no le teme a Estados Unidos

Huawei sumó al menos 60 nuevos contratos con operadoras de distintos países para desarrollar redes 5G. La mitad, en Europa. Alemania incluyó a la empresa china en el borrador de los nuevos requisitos de seguridad.

huawei
Imagen: Bigstock
  • Aún con la amenaza de Estados Unidos, Huawei logró más de 60 contratos de redes 5G; la mitad, en Europa

  • Algo clave: Alemania no prohibió a la compañía china en un borrador de las licitaciones y Trump reacciona 

  • Durante los primeros nueve meses del año, los ingresos de Huawei aumentaron un 24,4%

Huawei sigue sumando clientes para el desarrollo de redes de quinta generación (5G) a pesar de los esfuerzos de los Estados Unidos por convencer a sus aliados de que no incluyan al gigante chino en las licitaciones.

La compañía con sede en Shenzhen dijo este miércoles que sólo en el tercer trimestre lleva firmados más de 60 contratos comerciales con operadores globales para los sistemas de conectividad 5G. También comunicó que vendió más de 400.000 antenas, publicó FT.

La estrategia de Washington fue incluir a Huawei en su black list (lista negra) de compañías con las que las empresas estadounidenses no pueden negociar con libertad, con la idea de acotar el avance de la china en las redes de última generación.

En paralelo, impidió el desembarco de Huawei en los Estados Unidos y presiona a sus aliados para que también lo hagan en sus países con las licitaciones de sus redes móviles 5G.

Para Estados Unidos, Beijing podría utilizar a Huawei para tareas de espionaje, una acusación que la compañía niega.

Huawei y las redes 5G

“De los 65 acuerdos comerciales que Huawei firmó, la mitad son con clientes europeos que construyen redes ultrarrápidas de quinta generación, dijo el líder mundial de este mercado en una conferencia de clientes en Zurich”, publicó Reuters.

“Esto demuestra la confianza a largo plazo de los clientes europeos en Huawei: estamos agradecidos por su confianza en este momento difícil”, le dijo a la misma agencia Yang Chaobin, jefe del negocio 5G de la compañía china.

Una de las claves es la puerta que Alemania le dejó abierta a la firma asiática para llegar a ser parte de sus 5G.

Así es, la economía más grande de Europa publicó un conjunto de reglas sobre la seguridad de la red que no señala a China ni a Huawei como amenazas; en cambio, requiere que todos los proveedores y operadores cumplan con criterios comunes.

Esta decisión va a contramano de lo que hizo Gran Bretaña, que todavía está considerando si seguir los consejos de Estados Unidos para prohibir a la empresa china, algo que ya hicieron Australia y Nueva Zelanda.

6G
Bigstock

El borrador alemán ya generó críticas inmediatas de Robert Strayer, subsecretario adjunto del Departamento de Estado de los Estados Unidos quien es el apuntado por Trump para las negociaciones sobre las comunicaciones cibernéticas internacionales.

Strayer dijo que si se permitiera a Huawei participar en el mercado 5G alemán, Estados Unidos “reevaluaría su relación con Berlín” en términos de intercambio de inteligencia y otras relaciones de seguridad, publicó Wall Street Journal.

Aunque los aliados están bajo la presión de Estados Unidos para evitar a Huawei, la prevalencia de la compañía en las redes de telecomunicaciones existentes y el dominio de la tecnología 5G lo hacen casi imposible.

Respecto de la decisión de Alemania, Nokia dijo en un comunicado que la compañía tiene “un proceso obligatorio de seguridad de extremo a extremo que también abarca todo el ciclo de vida del producto. Estamos revisando el borrador del gobierno alemán”.

Lo que diga Nokia es importante porque en la pelea por el mercado de la infraestructura móvil de telecomunicaciones hay tres grandes compañías que se disputan los primeros puestos. Una es Huawei, que tomó la delantera hace unos pocos años y no parece que fuera a dejarla, y las otras dos son las nórdicas Nokia y Ericsson.

Huawei Nokia Ericsson
Variación de la Cuota de mercado de las empresas de infraestructura móvil de telecomunicaciones en todo el mundo de 2017 a 2018. Statista. IHS Markit.

Una de las estrategias que analiza el gobierno de los Estados Unidos es otorgar créditos a las rivales nórdicas de Huawei para que puedan igualar los términos de financiamiento que Huawei ofrece a sus clientes.

El tema es que no existe un grupo estadounidense que pueda construir el equipo necesario para transferir señales entre teléfonos móviles y las torres o entre los sitios que conforman la red.

Por eso entienden que la mejor manera de contrarrestar el dominio de Huawei es asegurarse de que sus rivales puedan igualar las líneas de crédito de la compañía china, que proviene de bancos estatales del gigante asiático y que le permiten ofrecer condiciones de pago mucho más largas que la mayoría de sus rivales.


loading...