x

Suscríbete a Merca2.0 y accede a más 3,500 artículos exclusivos a suscriptores. Haz clic aquí

5 trucos para dejar de procrastinar en tu trabajo y aumentar la productividad

Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on pinterest
Procrastinar es uno de los grandes males para la productividad, así que si quieres dejar de hacerlo, pon en prácticas estos 5 consejos y seguro que logras asumir todas tus tareas pendientes
Imagen: Bigstock

Internacional.- La procrastinación es un término que está muy de moda últimamente y consiste en aplazar los asuntos pendientes. Esto tiene un coste muy elevado para las empresas ya que procrastinar, sobre todo, genera retrasos que se podrían evitar, pérdidas de productividad y también estragos emocionales, algo que hace que se merme la autoestima de los trabajadores. La procrastinación es ya un enemigo de la productividad pero, ¿se puede hacer algo para paliarla? La respuesta es un sí rotundo, tan solo tendrías que tener en cuenta estos consejos que te ofrecemos.

1.- Regla de los Dos Minutos

Esta regla surge a raíz del método Getting Things Done (GTD), el cual ha sido desarrollado por David Allen, quien explica que en lugar de establecer prioridades, sugiere crear listas de tareas específicas para cada contexto. Este método o regla tiene, fundamentalmente, un objetivo, que no es otro que dejes de pensar en recordar lo que tienes que hacer y simplemente lo hagas.

Con los dos minutos se refiere a que si la tarea que tienes pendiente te va a llevar menos de ese tiempo hacerla, no la postergues y la hagas. Tal y como este autor define esta regla, “con el método de los dos minutos vences la vergüenza, el mido o la pereza de realizar tareas sencillas”.

2.- La ayuda de las rutinas

A la hora de intentar evitar procrastinar, las rutinas ayudan pero, ¿sabes cómo? Pues convirtiendo las tareas repetitivas y aburridas en rutinas ya que, de esta forma, terminarás haciéndolas sin ningún tipo de esfuerzo. Esto se debe a que las rutinas son costumbres o hábitos que hacemos de forma casi inconsciente y que simplifican tu vida de forma considerable.

3.- Gestiona tu energía

Aunque no lo creas, para no procrastinar, más que gestionar tu tiempo, lo que debes hacer es gestionar tu energía. Es por eso que siempre trabajes en tus mejores momentos ya que si estás agotado o de mal humor, tus probabilidades de procrastinar aumentarán de forma considerable. Es por eso por lo que es importante que para afrontar tu trabajo, debes descansar los suficiente, controlar tu nutrición y hacer ejercicio.

4.- Establécete recompensas

Si hay una tarea que se te resiste, debes motivarte pensando en lo que harás después de terminar dicha tarea. Por ejemplo, recompénsate con algo que realmente te apetezca, que te relaje y que no suponga ningún esfuerzo.

5.- Sé realista con tus propósitos

Puede que tengas un sinfín de cosas por hacer, pero si tu lista de tareas pendientes es muy larga, tu sensación de control seguro que te desborda y esta lista de tareas se convierte en una fuente de frustración y estrés, haciendo que la procrastinación sea más fácil. Es por eso por lo que es recomendable que te hagas una lista corta de tareas pendientes, para así estar totalmente focalizado en lo que de verdad tienes que hacer.

Suscríbete al contenido premium de Merca2.0

De Madrid a la Ciudad de México, la fuente más confiable de estrategias de mercadotecnia a nivel global. Una mirada a las estrategias de las grandes marcas y las tendencias del consumidor.

Premium

Populares

Únete a Merca2.0

Únete a más de 150,000 lectores

Regístrate a nuestro newsletter en la siguiente forma y recibe a primera hora las noticias más importantes de mercadotecnia, publicidad y medios en tu correo.
Más de Merca2.0

Artículos relacionados