Compartir, , Google Plus, Pinterest,

Este artículo tiene 2.771 vistas

Imprimir

Posted in:

La música por streaming terminará por descalabrar al resto de formatos

La industria de la música cada vez depende más de los ingresos provenientes de estos servicios.

En tan sólo seis meses, Apple Music, el servicio de música por streaming de Apple, llegó a los 10 millones de suscriptores de pago, una cifra que tomó a su principal competidor, Spotify, seis años en alcanzar, según reportó el diario Financial Times. 

La compañía liderada por Tim Cook no ha confirmado estas cifras, pero el ejecutivo sí dio a conocer el pasado octubre que Apple music contaba con 6.5 millones de usuarios de pago y otros 8.5 millones en la versión de prueba gratuita por tres meses. El servicio, lanzado en junio del año pasado, comenzó a operar simultáneamente en 100 países, e incrementó su alcance con su lanzamiento para Android en noviembre de 2015.

El sector de los servicios de música por streaming está en un momento de efervescencia. El jefe de comunicaciones Jonathan Prince dio a conocer vía Twitter el pasado domingo que el crecimiento en suscripciones en el último semestre para Spotify había sido el más rápido de su historia, y la última vez que Spotify habló de cifras fue para anunciar que había alcanzado los 20 millones de usuarios de pago, un crecimiento anual del 50 por ciento, con lo cual, de confirmarse las declaraciones de Price, Spotify habría incrementado en cerca de 30 millones su base de usuarios. Lo que no especificó el ejecutivo es si se refería a un crecimiento de usuarios premium o del servicio gratuito, o ambos.

Esta guerra de cifras podría indicar que Spotify está en riesgo de perder la corona como el líder de la música por streaming. Según señaló Mark Mulligan, analista de la industria musical para Midia Research al Financial Times, la tasa de crecimiento de los usuarios de Apple Music “tiene el potencial de convertirlo en el principal servicio de música por suscripción en algún punto de 2017”.

Además, esta situación podría terminar de descalabrar a las descargas digitales y las ventas de álbumes en formato físico. De acuerdo con datos de Ovum recopilados por Statista, durante 2015, el 29 por ciento de los ingresos totales de la industria de la música provino de las suscripciones a servicios de streaming, y se espera que el porcentaje aumente al 51 por ciento en el año 2020, mientras que los ingresos provenientes de las ventas de álbumes hoy representan un 22 por ciento de los ingresos, cifra que se desplomará al 9 por ciento en 2020.

 

 

Compartir, , Google Plus, Pinterest,

Escrito por Ana Gabriela Jiménez Cubría

Comunicóloga y periodista con experiencia en temas económicos y financieros. Maestra en estudios de género.

Follow

767 posts