Para nadie es un secreto que el futbol es un gran negocios; sin embargo, esta premisa parece no aplicar para el negocio de TV Azteca y Grupo Salinas. De hecho, esta empresa parece comenzar a deshacerse de sus activos en dicho terreno con la posible venta de Atlas, equipo que fue comprado por la empresa de Ricardo Salinas Pliego durante 2013 por cerca de 500 millones de pesos.

De acuerdo con información publicada por El Informador, la televisora del Ajusco estaría en platicas con tres grupos -dos de ellos tapados y uno más de la Ciudad de México- para vender a los Zorros, ante el reporte de pérdidas que la equitación futbolística ha representado para la empresa, mismas que se calculan por mas de 600 millones de pesos.

Hasta el momento, se desconoce el posible precio que tendrían que pagar los interesados en la agrupación rojinegra, ya que algunos de ellos -según la fuente de referencia- están interesados sólo en la plantilla, mientras que otros también buscarían quedarse con los terrenos del Centro de Capacitación de Futbol (Cecaf), semillero de Fuerzas Básicas, y La Madriguera, actual casa del equipo.

Es importante mencionar que cuando Salinas Pliego compró al Atlas pagó por las plantillas de futbol en todas sus divisiones, el escudo y colores del FC (equipo de juego), además de las instalaciones de Cecaf.

¿El principio del fin en el futbol?

De confirmarse la puesta en venta del Atlas, podría ser el primer movimiento de la salida de TV Azteca y Grupo Salinas del negocio del futbol, posibilidad que se abrió luego de los pobres resultados y las pérdidas que dejó la última Copa del Mundo, para dicha empresa.

De acuerdo con su reporte financiero, dicha empresa reportó pérdidas considerables durante el segundo trimestre del año pasado, con lo que la firma propiedad de Salinas Pliego, afirmó estar evaluando si se mantiene o no dentro del negocio del futbol.

“Estamos obligados a revisar el negocio de fútbol de forma integral y evaluar la viabilidad de mantenernos en él”, señaló Benjamín Salinas, director general de TV Azteca, en el documento entregado a la Bolsa Mexicana de Valores.

“Los costos asociados a este evento – y al futbol en general – hacen de ésta, una línea de negocio cada vez menos sostenible desde el punto de vista financiero, ya que afecta la rentabilidad consolidada de la compañía”, agregó Salinas en el comunicado. De tal forma, la empresa reportó una pérdida de mil 150 millones de pesos durante el segundo trimestre del 2018.

La posible venta de Atlas demuestra que las estrategias para capitalizar el negocio de futbol no han sido las mejores para TV Azteca y su casa matriz, toda vez que dicho equipo suma un promedio de 29 mil 586 aficionados por partido, con lo que se mantiene como uno de los equipos que más gente lleva a su estadio, sólo por debajo de Monterrey, Tigres y de Chivas.