CFAH

Suscríbete a Merca2.0 y accede a más 3,500 artículos exclusivos a suscriptores. Haz clic aquí

Tesla ahora competirá con McDonald’s: Patenta una marca de restaurantes 

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Tesla acaba de presentar una solicitud para registrar una nueva marca de "servicios de restauración, restaurantes pop-up, restaurantes de auto servicio y restaurantes de comida para llevar”.

Para nadie es un secreto que la industria del fast food se ha visto especialmente golpeada en meses recientes. Las cifras alrededor del negocio de gigantes del sector como McDonald’s, Burger King o KFC lo dejan en claro. Lo cierto es que en medio de este crisis a los ojos de Tesla parece ser un buen momento para incursionar en este sector.

Aunque este sector ha podido abrir cuando menos de manera parcial en la mayoridad e los mercados alrededor del mundo, lo cierto es que recuperar las ventas perdidas el año pasado así como reactivar el sector no será cosa sencilla.

Resistencia y nuevas medidas 

Algunas cifras sobre lo que sucedió en el mercado mexicano dejan en claro el problema. En lo que respecta a los restaurantes, un estudio reciente firmado por Fintonic reveló que, a partir del primer caso de coronavirus en México, los consumidores redujeron su gasto en restaurantes en un 30.03 por ciento.

Con esto, los cierres y despidos fueron la constante para el sector. Así, vale la pena recordar una encuesta realizada por DataPlor, la cual encontró que el 35.9 por ciento de los restaurantes en el país dijo haber reducido su plantilla laboral para subsistir durante la contingencia sanitaria, en un escenario en el que reportan bajas de ventas de entre 85 y 90 por ciento.

Este escenario se replica en todo el mundo, con lo que las marcas del sector restaurantero, en especial aquellas relacionadas con el segmento de fast food, deberán de buscar alguna manera de ganar relevancia para volver a mover sus cajas registradoras a la mayor velocidad posible.

De esta manera, mientras firmas como McDonald’s, KFC, Wendy’s o Subway están buscando la manera de atraer nuevamente a los comensales a sus mesas, Tesla ha mostrado sus intenciones pro ser parte de este interesante sector, con una apuesta que podría ser especialmente rentable si se ejecuta de la manera correcta.

Tesla ¿rival de McDonald’s?

Cuando menos así lo ha dejado ver el último movimiento firmado por la empresa dirigida por Elon Musk. 

Tal como lo han indicado desde Electrek, Tesla acaba de presentar ante la Oficina de Patentes y Marcas de Estados Unidos (USPTO, por sus siglas en inglés) una solicitud para registrar una nueva marca de “servicios de restauración, restaurantes pop-up, restaurantes de auto servicio y restaurantes de comida para llevar”.

DE esta manera, tal como se lee en el reporte, la marca de autos eléctricos incluso incluyó el logotipo de sus automóviles (la reconocida T mayúscula) como imagen de esta nueva propuesta restaurantera. Dicha información se ha podido comprobar en la solicitud registrada en la web oficial de este organismo.

La solicitud se hizo llegar a las autoridades competentes el pasado 27 de mayo y, como lo indican desde Techcrunch, el registro podría ser validado en cerca de tres meses. De esta manera, en caso de aprobarse, el registro para comenzar a operar la nueva marca podría llegar a finales de agosto de este año.

No es una apuesta nueva 

Aunque la idea podría sonar descabellada, lo cierto es que en realidad es que no es nada nuevo y podría ser especialmente rentable.

A principios del año 2018, Elon Musk ya habría mencionado en su cuenta de Twitter sus intenciones por arribar a este terreno de competencia.

En aquel momento escribió: “Voy a poner un autocine de la vieja escuela, con patines y restaurante de rock en una de las localizaciones de los supercargadores de Tesla en Los Ángeles”.

De hecho, luego de esta afirmación, Tesla solicitó algunos permisos para construir un restaurante a un costado de uno de sus centros de carga en Santa Mónica, California en Estados Unidos. Este plan parece haber quedado frenado durante tres meses; sin embargo, se retomó en abril pasado cuando Musk afirmó que estaría cerca de abrir la mayor estación de supercargadores en la localidad californiana, misma que incluiría con restaurantes y una especie de cine.

La apuesta podría ser una interesante fuente de ingresos para Tesla si consideramos que desde la compañía han asegurado que una carga completa para sus vehículos requiere de entre 45 y 50 minutos, tiempo que bien puede ser utilizado por los clientes para visitar el nuevo restaurante de Tesla que ya se cocina.

Suscríbete al contenido premium de Merca2.0

De Madrid a la Ciudad de México, la fuente más confiable de estrategias de mercadotecnia a nivel global. Una mirada a las estrategias de las grandes marcas y las tendencias del consumidor.

Más de 150,000 mercadólogos inscritos en nuestros boletín de noticias diarias.

Artículos Premium

Artículos Premium

Más de Merca2.0

Artículos relacionados