Queer Eye da muestra de que una serie es más que simple contenido, dio resultados millonarios a un caso de crowdfunding

queer-eye-jess

Los datos de Parrot Analytics muestran que los programas de televisión originales digitales más populares en audiencia en Reino Unido durante el año pasado, señalan a Queer Eye en la quinta posición.

El programa inició como la aventura de cinco jóvenes miembros de la comunidad gay que transformaron la vida de mujeres y hombres social, psicológica, moral, económica y físicamente.

Queer Eye-programas-populares

Antoni Porowski, Tan France, Karamo Brown, Bobby Berk y Jonathan Van Ness revolucionaron la vida de muchas personas y de los espectadores en Reino Unido y en el mundo.

Los primeros ocho episodios, de la primera temporada, fueron estrenados el 7 de febrero de 2018 en Netflix. Resultaron un boom que han derivado en tres temporadas, pero más allá de ser un contenido de éxito para la plataforma con más de 100 millones de usuarios a nivel global, de acuerdo con las últimas cifras de JPMorgan, resultó un impulsor importante en la sociedad.

Si bien el objetivo de Queer Eye era transformar la vida de la persona protagonista del capítulo, concientizar sobre el rechazo a la comunidad gay y combatirlo, lo cierto es que derivó en una poderosa muestra de que una serie no es u simple contenido, pues dio resultados millonarios a un caso de crowdfunding.

El caso de Jess Guilbeaux

Se trata de un modelo de financiamiento basado en dos puntos básicos: una idea de negocio atrayente y personas que deseen invertir en esa idea.

En este caso, fue a favor de Jess Guilbeaux, la primera protagonista y una joven lesbiana que fue expulsada de casa de sus padres al confesar sus preferencias sexuales.

El capítulo muestra a la joven sin recursos pero que no perdió las ganas de salir adelante aunque su alimentación era bastante básica justamente por su situación económica.

Intentó entrar a la Universidad de Kansas, pero lógicamente no podía pagar la carrera y desistió de eso para dar paso a pagar deudas y necesidades del día a día.

Después de conocer su historia, Vanessa Gamet abrió un Gofundme, un crowdfunding, con el objetivo de reunir fondos para Jess, y se fijó la meta de 100 mil dólares para que le alcanzara para sus estudios. Al momento ha destacado la historia porque se recaudaron más de 92 mil dólares.

Con ellos, la joven pagó sus deudas y el resto lo contempla para sus estudios, según un mensaje que la propia Jess colocó en la página, agradeciendo el apoyo.

Es así como la serie demuestra que el contenido es una influencia poderosa que puede derivar en acciones sociales que aportan a la humanidad.