Tal vez el aspecto más importante de la Responsabilidad Social Corporativa es el cuidado al medio ambiente. Según Coney Communications, 63 por ciento de la gente quiere que las marcas lideren el cambio social y ecológico.

Y es que muchas empresas tienen un efecto negativo en el entorno. Por ello, muchas de sus acciones en este rubro tienen que ver con compensar esta influencia.

Más importante aún, según Futerra, 88 por ciento de la población quiere que las marcas les ayuden a ser ellos mismos los instrumentos del cambio. Así pues, esta filosofía de CSR se debe expresar también a través de los mismos productos de las empresas.

Propuesta amigable

Tal parece que esta filosofía de negocio es la que está detrás de las nueva línea de suavizantes de Downy. La compañía presentó en México las variantes Pure y Nature, con una fuerte apuesta por la conservación del medio ambiente.

Cada una de las tres nuevas fórmulas cuentan con un activo biodegradable que ayuda a que los residuos de la lavadora se descompongan más rápido, reduciendo su impacto ecológico. Asimismo, las botellas de esta línea son producidas a partir de materiales colectados, tratados y reciclados.

La inspiración en la naturaleza también va más allá de esta preocupación por el medio ambiente. De acuerdo con la misma marca, los aromas están pensados para simular las esencias características del entorno mediterráneo.

Creciente ola verde

Vale la pena destacar que la propuesta de Downy no es única. Hace unos meses que Industria Mexicana de Coca-Cola inició en México un ambicioso esfuerzo global de reciclaje de sus botellas. Y empresas como Starbucks y Bimbo han hecho importantes avances en el uso de materiales biodegradables.

Pero es positivo que se vean más propuestas en pro del medio ambiente dentro del país. Significa que la cultura nacional ya está lista para una interacción comercial más exigente con las compañías. Una que también exige mayor respeto por la naturaleza.

SUSCRÍBETE AL CONTENIDO PREMIUM POR TAN SÓLO $299