Es una de las estrategias recurrentes en el cine.

Se dice que la primera vez que se usó fue en 1945, teniendo a la actriz Joan Crawford como protagonista de ello.

Diversas cintas de culto han usado esta estrategia de publicidad, marcando tendencias a lo largo de la historia del cine.

Dice la leyenda que la primera vez que el product placement (emplazamiento de marcas en español) se usó en el cine fue en la cinta Alma en suplicio de 1945, protagonizada por la gran actriz Joan Crawford, una de las grandes luminarias de Hollywood. En una de las escenas más memorables de dicha producción, la actriz pide de manera expresa un Jack Daniel´s Bourbon Whisky. Así nacía el product placement y la manera de hacer publicidad daba un vuelco.

A partir de este hecho, el cine ha sido un espacio constante para hacer publicidad de productos y servicios que se meten de manera en apariencia incidental en determinadas escenas. Los personajes toman determinada bebida, visten con una marca en especial, comen determinado alimento y manejan un auto con un lago popular para la audiencia.

Es una estrategia audaz que logra el objetivo no solo de llegar a grandes audiencias sino de crear una cercanía con ella. A continuación se presentan algunos ejemplos de product placement en el cine para conocer a qué nos referimos con este término.

En la película francesa Intocable, se hace publicidad en diversas escenas de los autos de lujo Maserati, ofreciendo escenas donde este automóvil despliega toda su belleza y potencia.

Tom Hanks en su célebre papel de náufrago dejó ver un sobre de la mensajería FedEx… en la misma cinta el actor también hace una alusión a los balones Wilson, una de las marcas deportivas más famosas de los Estados Unidos.

En la cinta de ciencia ficción Terminator, un anuncio neón de Pepsi se puede ver a espaldas de Arnold Schwarzenegger cuando entra a un bar, ofreciendo un poco de color en esa especie de cantina llena de motociclistas y pandilleros.

Cómo no recordar a Rocky Balboa corriendo por las calles de Filadelfia enfundado en su viejo pants gris y calzado con sus tenis Converse preparándose para su bartalla contra Apollo Creed en la cinta Rocky. En aquel entonces, los tenis Converse no eran tan famosos como en el presente.

De nuevo Tom Hanks vuelve a aparecer en este recuento de product placement en la película Forrest Gump donde se le va calzando unos tenis Nike.

Wayne´s World

Esta cinta que se convirtió en todo un símbolo de la comedia y la cultura pop nerd y musical es una avalancha de product placement encabezado por la aparición de la bebida Pepsi.

Reese´s obtuvo jugosas ganancias cuando su producto salió en la película ET El Extraterrestre de Steven Spielberg. De hecho, el director en un inicio deseaba que fueran las famosas M&Ms las que salieran, sin embargo, la marca se negó a aparecer y le dejó el campo abierto a las Reese´s, que vieron cómo sus ganancias se elevaban un 65 por ciento después de salir en esta famosa película que se convirtió en un símbolo de la década de 1980.

El objetivo de que los productos salgan no es solo para que una marca se publicite sino que detrás de ello hay un acuerdo de financiamiento para producciones costosas que necesitan grandes entradas de dinero para subsanar gastos. Fue en la década de 1990 cuando este término y técnica se popularizó y a partir de ahí se ha hecho una estrategia recurrente tanto en el cine como en las series de televisión.

Contenido relacionado:

La nueva película de Bob Esponja renuncia al cine y va directo al streaming

¿Cómo deciden los mexicanos al momento de elegir cine?

SUSCRÍBETE AL CONTENIDO PREMIUM POR TAN SÓLO $299