Suscríbete a Merca2.0 y accede a más 3,500 artículos exclusivos a suscriptores. Haz clic aquí

Suscríbete a Merca2.0. Haz clic aquí

Periodismo en América, entre asesinatos, precariedad laboral y desdén político

El periodista nunca es la nota... esa es la "regla de oro" de la profesión; sin embargo, cada vez se conoce más de injusticias, peligros y señalamientos del periodismo en América.
  • En 2021 los países con mayor número de víctimas mortales fueron México, Afganistán e India, según datos de la UNESCO.

  • De estos, el 98 por ciento de los crímenes contra periodistas han quedado impunes; México lidera lista en América en 2022.

  • En un mismo día periodistas protestaron en Estados Unidos y México por dos hechos relacionados con precaridad laboral y desdén político.

 

En la actualidad, el ejercicio del periodismo en América ha sido uno de los más complejos a estudiar, pues las condiciones no han cambiado del todo, pero su visibilización sí. Y es que -con la revolución tecnológica de las últimas décadas- los periodistas de hoy tienen tres grandes desafíos: cuidar su seguridad física, pelear sus derechos jurídicos y establecer una narrativa digital que les de voz detrás de la misma infomación que comparten.

Contemplando que el cuarto poder ya no está en los medios, sino en las historias y productos del periodismo de investigación, América ha atravesado por una serie de sucesos que marcan preocupaciones internacionales en medio de una fragmentación del ecosistema mediático y, por lo tanto, de la opinión pública; ahora, es el medio, el reportero, el editor, el fotógrafo, los lectores y ONG’s quienes evidencian la defensa por la integridad del autor y su contenido.

¿Los periodistas deben valer por lo que saben y pueden probar o por lo que opinan?, este es un cuestionamiento que dueños y directivos de medios de comunicación empiezan a centrarlizar al advertir campañas en contra de la profesión donde se crean “guerras de narrativas” entre gobiernos y líderes de opinión.

Ejemplo de esto lo encontramos, sobre todo, en países de América Latina, donde se mantienen campañas políticas permanentes y se adoptan escenarios de postverdad que buscan mermar la credibilidad de los hechos comprobados y asumir una viralidad sustentada solo por medio de posiciones ideológicas, es decir, contraponiendo los datos recabados por los periodistas únicamente con palabras.

“Hasta 2015 estábamos viendo una mejora de la democracia y una relajación con las libertades de prensa, pero en los últimos cinco o siete años ha habido un aumento del autoritarismo en el continente americano y gente manipulando y cerrando los medios cuando puede”, advirtió el director de la Sociedad Interamericana de Prensa (SIP) en una entrevista con EFE, donde hizo especial hincapié en las crisi políticas, económicas y de seguridad que han enfrentado varios países iberoamericanos, en especial Cuba, Venezuela y Nicaragua, donde la “única libertad de expresión es la que permite el Gobierno”.

De acuerdo con la Clasificación Mundial de la Libertad de Prensa 2021 de Reporteros Sin Fronteras, el periodismo está “bloqueado” en más de 130 países, perol el deterioro es más visible en América Latina.

Los países latinoamericanos peor clasificados son Cuba (171, sin cambios), Honduras (151, -3) y Venezuela (148, -1); Brasil (111), que retrocede cuatro posiciones, entró a la zona roja, calificada como “difícil”, donde también se encuentra México (143).

Entre las limitaciones que se han traducido como deterioro del indicador que mide las dificultades de acceso a la información para los periodistas se encuentra la precariedad laboral y salarial, inseguridad física y digital, estigmatización, censura y acoso gubernamental, así como asesinatos.

 

Asesinatos, precariedad laboral y desdén político

Por muchos años, la precarización laboral en la prensa se ha normalizado, ya sea por la creciente digitalización o por la romantización del trabajo periodístico. Lo cierto es que en América las condiciones de trabajo, riesgo de vida y el desdén en lucha entre información y Gobierno han hecho que cada vez sea más necesario alzar la voz y romper con la “regla de oro” de que “el periodista nunca es la nota”.

Tan sólo en México, la Asamblea Tenemos que Hablar ha reportado sueldos inferiores a los doscientos dólares mensuales (cerca de 3 mil 955.76 pesos), así como horas extra, señalamientos políticos, persecución y vigilancia personal, pues para la gran mayoría de los medios “el periodismo no tiene horario” y, por consecuencia, los periodistas tampoco.

“En 2022 nuestro país, por cuarto año consecutivo, es el más peligroso del mundo para los periodistas, por delante de naciones en guerra como Ucrania que tiene ocho casos o Yemen con tres casos. A pesar de la cifra de los 15 periodistas asesinados en este año, el Presidente sólo ha condenado cinco de estos casos”, reveló Carla Humphrey, Consejera del Instituto Nacional Electoral (INE).

Esto en referencia a datos de la organización Artículo 19, que documentó 331 agresiones contra periodistas tan sólo en el primer semestre de 2022, lo que representa un incremento del 51.83 por ciento en comparación con el mismo periodo en dirigencia del Gobierno anterior.

Asimismo, la Sociedad Interamericana de Prensa (SIP) corroboró que en México se registra 20 de 40 periodistas asesinados en todo el continente americano.

“Hay un aumento de los ataques verbales gubernamentales contra el periodismo, y también un aumento de asesinatos de periodistas, y vemos que la Policía y el Gobierno no siempre se esfuerzan por resolverlos”.

“Tanto si es explícito o implícito, realmente se siente como si hubiera algún permiso (desde las autoridades) y por eso hemos pedido al Gobierno mexicano, en múltiples ocasiones, que investigue y juzgue los asesinatos de periodistas”, expone el director de la SIP, Michael Greenspon.

En cuanto a precareiedad laboral, el ejemplo más palpable fue el de los más de mil trabajadores de ‘The New York Times’ que se fueron a huelga este jueves 8 de diciembre de 2022, después de no alcanzar un acuerdo con la empresa para aumentar los salarios.

Y es que el NewsGuild de Nueva York, sindicato que representa a los trabajadores, ha pedido a la dirección del reconocido medio que contemple justicia salarial ante la alta inflación, pero ante la negativa, el vocero aseguro que los miembros “están dispuestos a hacer lo que haga falta para conseguir una redacción mejor para todos”.

No obstante, según el comité, la dirección sigue rechazando el mínimo salarial y su propuesta “queda muy por detrás tanto de la inflación como de la tasa promedio de ganancias salariales en Estados Unidos”.

 

“Más de 1100 trabajadores del New York Times ahora están oficialmente en paro laboral, el primero de esta escala en la empresa en 4 décadas. Nunca es una decisión fácil negarse a hacer el trabajo que amas, pero nuestros miembros están dispuestos a hacer lo que sea necesario para ganar una mejor sala de redacción para todos”, anunciaron por la noche.

 

 

Mientras tanto, en México, periodistas también protestaron el mismo día por desdén político durante una conferencia de prensa, viralizando el hashtag #LaFuenteNOseToca.

Y es que el diputado de Morena, Mario Rafael Llergo Latournerie, habría faltado al respeto a una reportera al ser cuestionado en conferencia de prensa sobre los supuestos recursos empleados por el Instituto Nacional Electoral para promover la marcha en contra de la Reforma Electoral del Presidente Andrés Manuel López Obrador.

Al cuestionar las pruebas para denunciar a Lorenzo Córdova, el funcionario despectivamente le preguntó a la comunicadora: “¿Trabaja usted en el INE?”, lo que desató un rechazo general de la prensa e hizo que todas las fuentes informativas salieran de la sala en Cámara de Diputados y se negaran a seguir cubriendo el informe.

Pero ahí no terminó el hecho, pues acto seguido, a modo de “disculpa”, el grupo parlamentario morenista envió tortas a los periodistas en cajas de unisel, las cuales rechazaron y devolvieron con frases como: “La fuente no se toca” y “el agravio no se limpia con una Chayo Torta”.

 

 

Estos tres ejemplos recientes no sólo muestran un alto índice de peligrosidad en la profesión o la falta de justicia laboral y los actos de división y polemización por parte de Gobiernos, también ponen en el centro de la conversación los límites que se cruzan o se invibilizan en la lucha por la libertad de prensa y superviviencia.

 

 

Ahora lee:

Presentan manual de frases “no recomendadas” para periodistas que cubren Qatar 2022

Periodistas reaccionan a sueldo en fast food de EU: “8 veces más que un doctor”

AMLO pide a EU qué liberen audios de sobornos a periodistas; “deben ser públicos”

Suscríbete al contenido premium de Merca2.0

De Madrid a la Ciudad de México, la fuente más confiable de estrategias de mercadotecnia a nivel global. Una mirada a las estrategias de las grandes marcas y las tendencias del consumidor.

Más de 150,000 mercadólogos inscritos en nuestros boletín de noticias diarias.

Premium

Populares

Únete a más de 150,000 lectores

Regístrate a nuestro newsletter en la siguiente forma y recibe a primera hora las noticias más importantes de mercadotecnia, publicidad y medios en tu correo.

Más de Merca2.0

Artículos relacionados