En años recientes, Burger King ha destacado por ser una marca particularmente explosiva en sus estrategias publicitarias y una de sus “víctimas” recurrentes sin duda es su rival McDonald’s.

La razón es evidente. Se trata de su mayor competidor en el mercado fast food y cualquier oportunidad es importante para pegar con especial creatividad.

Dos líderes

Algunas estadísticas dejan en claro el contexto. Para el mercado mexicano, por ejemplo, datos de Euromonitor revelaron que durante 2020 existirán 53 mil 139 puntos de venta fast food en México. De hecho, casi la mitad de los consumidores acude de una a tres veces por semana a comer en un restaurante de comida rápida, específicamente el 47.43 por ciento.

Así, son muchas las marcas que se han sumado al mercado nacional; sin embargo, es Burger King reina como la franquicia más visitada, con 53.32 por ciento de las preferencias. De acuerdo con una encuesta realizada por CINT, se ubica sobre otras grandes cadenas como Subway, KFC o su competidor directo McDonald’s.

Aunque Burger King reina en frecuencia de visitas, lo cierto es que su rival McDonald’s domina en cuanto a participación de mercado.

La misma fuente citada indica que McDonald’s tiene 45.4 por ciento de participación en el mercado, mientras que Burger King se ubica en la segunda posición con 29.7 por ciento, y en tercer lugar Carl’s Jr., con 18.4 por ciento.

Locales en alquiler

Con estos números en mente gana lógica la “batalla cantada” que durante algunos años estas dos marcas han tenido en el terreno publicitario.

Desde vallas llamativas en contra de la competencia hasta retos lanzados para ver cuál es la mejor hamburguesa los “ataques creativos” entre ambas marcas se han convertido en una constante y ahora es Burger King quien da el último golpe.

De la mano de la agencia de publicidad David en Sao Paulo, la compañía dueña de la Wopper colocó varios carteles de alquiler sobre los establecimiento de McDonald’s ubicados en Brasil, país en donde es recurrente que se pongan a la venta o en renta los departamentos cercanos a los locales comerciales.


Entendiendo este contexto, los carteles de alquiler se acompañan de frases como “Oportunidad, los vecinos nunca generarán humos de parrilla” o “No se preocupe, los vecinos no hacen barbacoas” haciendo referencia a puntos y propuestas que diferencian a Burger King de McDonald’s.

Adicional cada cartel muestra un número que aunque podría pensarse que es aquel del contacto que vende la propiedad, una vez que las personas llaman son transferidos a un mensaje que les proporciona el mail de Burger King y así acceder a una promoción.

La propuesta sin duda camina por la línea que durante hace meses la firma ha manejado a nivel mundial para hacer referencia a su competidor, tendencia que parece haber resultado para ambas marcas.

Aprovechar el contexto..literalmente

Hablando puntualmente de lo hecho por Burger King en Brasil se trata de una interesante estrategia de street marketing, acciones que con una inversión relativamente baja se trata de un fuerte motor para la comunicación de cualquier marca por tres razones fundamentales:

  1. Diferenciador: es un vehículo de comunicación innovador y disruptivo.
  2. Palanca para el content marketing: es una estrategia que provee contenido fresco, diferente e innovador, en donde el mensaje no proviene desde la marca sino de los artistas lo cual puede generar mayor empatía.
  3. Vinculación con el consumidor: con sorpresa desde un ámbito natural y cotidiano en donde, además, cada ejecución espera mejorar el entorno -cuando menos en el aspecto visual- en el que se desarrolla el propio consumidor.

SUSCRÍBETE AL CONTENIDO PREMIUM POR TAN SÓLO $299