Leo Burnett va ahora por El Ojo de Iberoamérica

Lucas Pik-MachinMéxico, D.F.- Tras el triunfo de Leo Burnett en los Effie Awards 2010 con por la campaña Pik-Machín, desarrollada para Lucas (Wrigley), Jorge Aguilar, vp creativo de la agencia de publicidad en México, platicó con Merca2.0 con respecto a sus percepciones de la publicidad mexicana.

Observa el spot de Pik-Machín aquí.

Notas sobre publicidad:
BBDO se lleva el Gran Effie de Guatemala
Effie Awards 2010, lista completa de ganadores

“Estamos orgullosos porque no sólo hablamos de un reconocimiento a la creatividad, sino de haber hecho una campaña que ha tenido excelentes resultados, para lo que realmente trabajamos. De nada sirve tener un buen anuncio o pieza de comunicación si no hace nada por el negocio de nuestros clientes”, señaló Aguilar con respecto a la estrategia que obtuvo tanto el Gran Effie como el Effie de Oro —este último, en la categoría de golosinas y botanas— en la entrega de la Asociación Mexicana de Agencias de Publicidad, así como el Grand Prix de TV en la más reciente entrega del Círculo de Oro.

Aguilar también indicó que la pieza, que también quedó como finalista en El Sol (San Sebastián, España), está inscrita este año en El Ojo de Iberoamérica, encuentro en el que tienen grandes expectativas a pesar de no haber triunfado en Cannes con esta campaña.

“Ha sido un gran año para México en los festivales internacionales. Eso nos debería llenar de orgullo, sí avanzamos y empujamos por hacer cada vez mejor creatividad pero todavía nos falta mucho camino por recorrer. Hay países que tienen muy claro la forma en la que comunican. Por ejemplo, la dirección de arte de Brasil es extraordinaria, el humor que manejan en Londres es increíble, creo que a México le falta establecer una identidad propia y deberíamos trabajar en función de eso, somos un país que tiene una riqueza visual y una cultura increíble que podríamos aprovechar en todos los medios”, opinó sobre la creación publicitaria en nuestro país.

Por otra parte reconoció el reto que representó cambiar al target de Lucas, ya que tras comunicarse con niños entre ocho y diez años de edad durante mucho tiempo, redirigieron sus mensajes a los adolescentes debido a políticas internas de Wrigleys. “Fue un reto muy difícil porque los adolescentes son un público demasiado exigente, infiel a las marcas y voluble. Esto lo hicieron como una medida responsable; sin embargo, nosotros en Leo Burnett sí estamos muy regidos por Código de Autorregulación de Publicidad de Alimentos y Bebidas Dirigida a Público Infantil (PABI), porque no es la única marca para niños que tenemos”, concluyó.

Recibe las gráficas del día con las noticias más importantes de mercadotecnia.