x

Suscríbete a Merca2.0 y accede a más 3,500 artículos exclusivos a suscriptores. Haz clic aquí

La oportunidad de un comercio electrónico transfronterizo

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on pinterest
Por James Hernández, presidente y cofundador de Trust Corporate.
James Hernandez emprendimiento

Cuando nace un emprendimiento una de las primeras tareas a definir es la creación de una estrategia de ecommerce, la posibilidad de llegar a un número indefinido de clientes es un argumento más que tentador; pero no siempre esta realidad es entendida en su real potencial. En la medida en que se implemente adecuadamente, puede cruzar las fronteras con sus productos y llegar a mercados globales.

El comercio electrónico y la telefonía móvil transformaron la vida de muchas personas, principalmente en los países en vía de desarrollo. En el último año, vimos como su aplicación se convirtió en un factor fundamental para la supervivencia de los pequeños y medianos comercios; además de ser un canal efectivo para atender las necesidades principales de las personas durante la pandemia.

En el mundo hay más de 4.660 millones de personas que utilizan internet cada día, con una penetración global del 59.5% y con un incremento del 7.3%, comparado con los índices de 2019. Además, 5.220 millones de usuarios utilizan un teléfono móvil en la actualidad, lo que equivale al 66.6% del total de la población mundial, según anunció Datareportal en su informe Digital 2021.

La cobertura y el alcance que representa el internet a nivel global, abre una ventana de oportunidades para los canales digitales. El crecimiento del comercio electrónico transfronterizo hace que un producto llegue a los pocos días, a cualquier lugar del mundo, los emprendimientos y comercios en general, tienen en este modelo una oportunidad para llegar a nuevos mercados y de una forma segura y exponencial.

Según la Organización Mundial del Comercio (OMC) el comercio electrónico transfronterizo se refiere a la producción, distribución, comercialización, venta o entrega de bienes y servicios por medios electrónicos entre agentes ubicados en distintos países, puede ser entre empresas y consumidores finales (B2C), entre empresas (B2B), entre consumidores (C2C) o entre empresas y gobierno (B2G).

Las pymes y su reto para la diversificación
Latinoamérica, reportó que durante el año pasado más de 10 millones de personas compraron bienes de consumo masivo a través del comercio electrónico, lo que representó US$ 267.000 millones, de los cuales, US$ 83.630 millones, corresponden exclusivamente a las transacciones realizadas por el retail en el canal online, según informó la consultora especializada Statista.

Mediante el comercio electrónico transfronterizo las empresas tienen la posibilidad de diversificar su mercado y no depender únicamente de los resultados obtenidos localmente. Como parte de la economía global en la que se están desarrollando los negocios y en donde se pueden crear alianzas estratégicas en socios en el exterior para ser más competitivos, ampliar oportunidades y aumentar la capacidad de ventas.

Modelo de negocio transfronterizo
Los comercios que quieran sumarse a esta tendencia deben contar con una plataforma para vender por internet, lo pueden hacer directamente de su propia tienda, un marketplace multimarca; marketplace especializado o una tienda online de terceros.
El reto, que no puede ser un limitante, radica en entender la legislación aduanera, cambiaria y de comercio exterior correspondiente a cada uno de los países, que aunque suele ser similares, es importante entender que existen ciertos puntos que pueden diferir y que requieren ser atendidos por personas idóneas en estos asuntos. También se deben definir los mecanismos logísticos para el envío y la entrega de los productos.

En este punto debemos recordar que tal y como sucede con cualquier tipo de comercio, la confianza que se transmita al cliente es lo más importante. En el proceso de compra, la comunicación, el cobro, el manejo de los datos, y por supuesto, en el seguimiento, los tiempos y la entrega adecuada de los productos. Además, de un confiable proceso de postventa y atención al usuario.

Los negocios que consiguen vender en otros países obtienen beneficios como márgenes de rentabilidad mayores, reducción de viajes, acceso a la información de demanda en tiempo real, flexibilidad en los volúmenes de venta y eficiencia en tiempos de pagos.

Las ventajas de esta tendencia no se concentran exclusivamente en la posibilidad de vender productos en otros países; los compradores locales también lo encuentran beneficioso, debido a la gran demanda que tiene la oferta no están disponibles en los países y que el comercio convencional los ofrece a un costo demasiado alto.

Recurrir a marketplaces transnacionales como Amazon, Alibaba, JD.com, eBay y Rakuten se ha convertido en parte de la rutina de compra digital de muchas personas en el mundo entero. Sus audiencias millonarias, que buscan objetos nuevos, diferentes y de calidad podrían estar interesadas en ese producto que hoy está dando los primeros pasos en un mundo sin fronteras.

Suscríbete al contenido premium de Merca2.0

De Madrid a la Ciudad de México, la fuente más confiable de estrategias de mercadotecnia a nivel global. Una mirada a las estrategias de las grandes marcas y las tendencias del consumidor.

Únete a la comunidad más grande marketing en español del mundo. Más de 150 mercadólogos inscritos.

Premium

Populares

Únete a Merca2.0

Únete a más de 150,000 lectores

Regístrate a nuestro newsletter en la siguiente forma y recibe a primera hora las noticias más importantes de mercadotecnia, publicidad y medios en tu correo.
Más de Merca2.0

Artículos relacionados