La MLS propone un juego de estrellas contra la liga mexicana

CAMPEONES CUP
Imagen de misoccer.com

Este martes se anunció una alianza estratégica entre las dos principales ligas de futbol de América del Norte, la Major League Soccer (MLS) y la Liga MX, que tiene como objetivo fortalecer el deporte en la región, en especial de cara a la decisión de la sede de la Copa del Mundo de 2026, en la que participa la zona norte de América, Estados Unidos, Canadá y México, así como Marruecos.

Dentro de la iniciativa, se estableció un nuevo torneo, “La Campeones Cup”, el cual se jugará entre el actual campeón de la MLS y el ganador del campeón de campeones mexicano que se designará entre los Tigres (campeón del Apertura) y el equipo que conquiste el Clausura 2018, el duelo se realizará el próximo 19 de septiembre del presente año.

Asimismo, se plantea la celebración de un juego de estrellas entre ambas ligas, el cual se daría en el marco del Juego de Estrellas de la MLS, mismo que tiene como patrocinador del evento a la cadena de tiendas comerciales Target. Del mismo modo, los equipos de la Liga MX sub 20 participarán durante la MLS All-Star Week como el oponente anual en el MLS Homegrown Game, que esta auspiciado por Energizer.

La liga MX, que tiene un valor de marca de 555 millones de dólares y, la MLS, cuyo valor es de 461 millones de acuerdo con el sitio howmuch.net; buscan afianzar su relación con un objetivo esencial, la Copa del Mundo de la FIFA 2026. A pesar de que en principio de cuentas se pensaría que el órgano rector otorgaría este evento a la CONCACAF debido a los estadios y potencial económico de los países, Marruecos representa una opción seria, derivado de lo exótico del destino y los esfuerzos de FIFA por ampliar los destinos a los que llega el futbol.

De igual forma, tanto Don Garber, comisionado de la MLS, como Enrique Bonilla, Presidente de la Liga MX, indicaron que además del aspecto deportivo, este acuerdo se centrará en priorizar los esfuerzos de responsabilidad social, así como alimentar la rivalidad existente entre los países en el terreno de juego.