La grave falla ante el consumidor que podría costarle muy caro a las marcas

vender-customer centric-consumidor-marketing
Imagen: Bigstock

Es indiscutible que hoy en día el consumidor es cada vez más consiente y crítico de su entorno social y económico, así como exigente con las marcas que consume, lo que las obliga a tomar la misma conciencia si no quieren quedar fuera de su radar y, con ello, perder en ventas.

La premisa anterior se vuelve más importante en un mundo que se torna cada vez más digital, año con año vemos cómo la inversión en publicidad en este entorno se incrementa, por lo que factores como el Brand Safety toman un mayor protagonismo y, que una firma apueste por ello o no, puede tornarse en clave para su éxito.

No cuidar dónde apareces, te costará en ventas

Así lo demuestra una reciente encuesta realizada por Trustworthy Accountability Group (TAG) y Brand Safety Institute (BSI), la cual revela el por qué las marcas deberían estar nerviosas de que su contenido aparezca junto a contenido cuestionable u ofensivo.

Lo anterior debido a que hasta un 90 por ciento de los encuestados sostuvo que es muy importante que los anunciantes se aseguren de que sus anuncios no aparezcan cerca de contenidos peligrosos, ofensivos o inapropiados.

Y, es que el trabajo que incluyó la encuesta a más de mil adultos en Estados Unidos, consideró temas sensibles y muy presentes en la actualidad como: terrorismo, racismo, pornografía, drogas, juegos de azar, discurso de odio y política.

En ese contexto, algo que debe preocupar a las marcas es lo que respondieron cuando se les preguntó qué harían si descubrieran que los anuncios de un producto que compran regularmente aparecieran junto a propaganda racista o neonazi; pues el 87 por ciento dijo que reduciría su gasto en ese producto y el 58 por ciento que dejarían de comprarlo por completo.

Respecto a qué harían si los anuncios se relacionan con videos de reclutamiento de terroristas, el 90 por ciento respondió que reduciría su gasto en el producto anunciado, y el 67 por ciento dejaría de comprarlo por completo. En tanto, si los spots estuvieran junto a contenidos ilegales o pirata, el 82 por ciento reduciría su gasto y el 45 por ciento dejaría de comprarlo.

Otras de las preocupaciones de los consumidores es que las marcas se relacionen con sitios que infectan con virus o malware sus dispositivos como smartphones y computadoras, pues 93 por ciento reduciría su gasto en sus productos y un 73 por ciento definitivamente las cambiaría. Además, el 72 por ciento de los consultados dijo que las marcas deberían tomar medidas para evitar su asociación si se les relacionara con pornografía.

Una cuestión de valores y Brand safety

En un mundo tan convulso y polarizado, el que las marcas sean conscientes de donde aparecen y se publicitan es fundamental para dos cuestiones fundamentales que las acercan con el consumidor: la confianza y la lealtad.

La tesitura se vuelve más fundamental considerando lo que ha sucedido en cuanto a a nuncios vinculados con contenidos sensibles, sólo este año recordamos cómo hubo varios casos de Brand safety en YouTube, Facebook e Instagram, en algunos casos marcas como AT&T, Hasbro, Nestlé y Disney se vieron forzadas a retirar sus anuncios.

Dado este contexto, es importante que las firmas apuesten por proyectar confianza en sus consumidores. Al respecto, una reciente investigación realizada por Edelman, señala que las principales razones incluyen por las cuales las personas establecen confianza en las maras son porque: productos o servicios de calidad; recibe buenas calificaciones y comentarios; cobra un precio justo por sus productos y servicios; y el trato hacia ellos y a los demás.

Esto se traduce en clientes leales, o por lo menos incrementa la posibilidad de que se sumen. Así lo refiere un informe de Brand Keys, el cual apunta que un aumento de lealtad del 7 por ciento puede aumentar las ganancias de por vida por cliente hasta en un 85 por ciento.

Pero, hoy en día los factores referidos por la investigación de Edelman ya no son lo únicos, uno que toma mucha importancia es el de la responsabilidad corporativa, tanto diversas investigaciones sostienen que puede ser un factor decisivo o un factor decisivo en lo que respecta a la confianza de la marca.

De hecho, el 63 por ciento de los consumidores a nivel mundial prefieren comprar bienes y servicios de marcas que representan un propósito que refleja sus valores y creencias personales, de acuerdo con el estudio Edelman Earned Brand de 2018.

Así que si tu marca no está considerando apostar por reforzar su Brand safety, podría ser un error (en apariencia pequeña) que le cueste mucho en confianza, lealtad y engagement entre los clientes, algo que a la postre se traducirá en ventas.