Suscríbete a Merca2.0 y accede a más 3,500 artículos exclusivos a suscriptores. Haz clic aquí

La bandera del orgullo LGBTQ+ se actualiza para ser más inclusiva: Estos son sus nuevos colores 

Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on pinterest
La bandera arcoíris que representa la comunidad LGBTQ+ fue creada en 1978 y durante la última década ha sufrido algunas modificaciones para incluir más identidades.

Sin lugar a dudas, uno de los grupos que más llama la atención a las marcas es la comunidad LGBTQ+, misma que con convicciones fuertes y una sólida e histórica lucha por sus derechos ha encontrado un lugar cada vez más importante y representativo en la sociedad.

Desde la óptica de las marcas, hablamos de un sector especialmente interesante que no puede ser olvidado tanto por lo que su lucha representa como por lo que pueden significar en términos de mercado.

El mercado que está en juego 

Las cifras alrededor de este segmento población dejan en claro las razones que mueven a cada vez más empresas a sumarse a esta peculiar celebración.

Según datos del organismo LGBTQ Capital, el pink marketer tiene un valor de 660 mil millones de dólares a escala mundial.

Se estima que la comunidad LGBTQ ubicada en Estados Unidos es la que tiene el mayor poder de compra en el continente, con 900 mil millones de dólares al año y 20 millones de personas; luego sigue Brasil, que gasta 120 mil millones de dólares al año con 13 millones de ciudadanos y, en tercer lugar, México, con un gasto anual de 65 mil millones de dólares por parte de 8 millones personas.

Así, específicamente, la organización destaca que se estima que alieno el 8 por ciento de la población mundial (cerca de 500 millón es de personas) pertenecen a este segmento de mercado, mismas que tienen un poder conjunto de compra cercano a los 3.7 trillones de dólares al año.

Además de hacerse cercanos a un mercado con gran potencial de compra, lo cierto es que a los ojos de la comunidad en general, las marcas que se suman a este movimiento que promueve la igualdad en derechos y oportunidades así como el rechazo a la discriminación son vistas con buenos ojos.

El tema está relacionado con temas de compromiso social, aspecto que hoy es una exigencia constante entre los consumidores.

Ya desde 2017, Sprout Social había propuesto que las marcas debían empezar a involucrarse en temas más allá de su esfera de negocios. Por su parte, Deloitte ha publicado reportes donde demuestra cómo la ciudadanía corporativa es un valor cada vez más importante para las marcas, en especial entre el público joven. 

No obstante, las marcas aún tienen mucho que trabajar en este aspecto. Y es que aunque para el 81 por ciento de las personas, la confianza en que una marca hará “lo correcto” es un factor determinante de decisión al momento de la compra, una quinta parte están seguras que las compañías a las que les compran priorizan los intereses de la sociedad. La mayoría aseguran que este interés es solo un truco de marketing para vender.

Su mayor simbolo cambia 

En este punto es crucial que si bien hablamos de una comunidad con valores, objetivos y filosofías históricamente conocidas, también es un sector que ha evolucionado de manera importante con el tiempo, siendo cada vez más inclusivo para considerar a cada vez más personas que buscan ser lo que son lejos de prejuicios, críticas y con todos los derechos que como personas tienen.

Estos cambios ahora se han materializado en la modificación de uno de los elementos más representativos de los comunidad LGBTQ+. Hablamos de su conocida bandera, misma que es claramente reconocida por sus colores arcoíris pero que ahora busca cambiar para hacerse más inclusiva.

La bandera arcoíris que representa la comunidad LGBTQ+ fue creada en 1978 y durante la última década ha sufrido algunas modificaciones para incluir más identidades que demandan respeto y reconocimiento. Por ejemplo, hace unos años, el estandarte arcoíris incluyó rayas negras y marrones para hacer homenaje a las personas de color que pertenecen a la comunidad.

Lo cierto es que ahora, el cambio es algo más radica. La modificación está firmada por el diseñador Valentino Vecchietti quien ha hecho una modificación a la bandera para incluir a las personas intersexuales.

De esta manera, la nueva insignia incorpora la bandera intersexual que nació haca 2013 y se caracteriza por líneas en colores banco, rosa, azul, marrón y negro, que sigan a un triangulo amarillo con un circulo morado al centro.

Mediante un mensaje de Twitter, la Intersex Equality Rights UK dio a conocer el cambio indicando “compartimos el gráfico para que sea usado libremente por todos. Quienes deseen pueden enviarnos un mensaje en Instagram para solicitar un archivo jpg o de imagen de alta resolución para poder tener su propia bandera. (…) Nuestra intención con esta bandera es crear inclusión intersexual porque necesitamos verla. Entendemos que es posible que hayamos cometido omisiones involuntarias en esta nueva realización, simplemente porque no lo sabemos. Sepan que siempre estaremos agradecidos si alguien desea compartir sus conocimientos para llenar cualquier vacío”. 

Suscríbete al contenido premium de Merca2.0

De Madrid a la Ciudad de México, la fuente más confiable de estrategias de mercadotecnia a nivel global. Una mirada a las estrategias de las grandes marcas y las tendencias del consumidor.

Más de 150,000 mercadólogos inscritos en nuestros boletín de noticias diarias.

Premium

Populares

Únete a más de 150,000 lectores

Regístrate a nuestro newsletter en la siguiente forma y recibe a primera hora las noticias más importantes de mercadotecnia, publicidad y medios en tu correo.

Más de Merca2.0

Artículos relacionados