Gen XXY: Odiame pero amame

Por Paco Santamaría y Anaí Aguilar
[email protected]
@pacosantamaria
[email protected]
@anaiaguilar

Paco X. Desde hace tiempo quería tocar este tema. La violencia en las relaciones interpersonales, y cómo se vive ahora en las nuevas generaciones. Cómo se odian y cómo se aman los Y. Por eso hoy armamos otro Mc trío. Con Chio, que me ha contado tantas historias que en un principio me habían hecho reír, pero luego reflexionar sobre cómo se vive ahora la violencia en los noviazgos, frees o los nuevos tipos de relaciones que existen ahora. Chio es una niña muy cute de 19 años, que ha sido modelo, estudia comunicación y lleva una excelente relación con su papá que es con quien vive. La conozco desde hace casi dos años, nos ayudó en un shooting para el Círculo Herbal en donde fotografió como una muñequita total. Desde entonces empezó a contarme historias de sus encuentros y desencuentros amorosos. Qué sólo le pasan a ella, por eso hoy que queríamos hablar de esto, la invitamos a que nos cuente un poco de sus experiencias, Anaí, conoces algunas de estas historias, Chio es tu amiga…

Anaí Y. Buena elección Paco, tenemos a la experta de expertas y ni siquiera tiene un título, diplomado o maestría en el asunto. Este tema suena muy viejo ¿no? como del siglo XIX, en donde había ideologías y roles muy marcada por una educación muy conservadora; hoy, está más presente que nunca, hasta en las mejores familias, en las generaciones más jóvenes, y en una educación mucho más liberal. Sus historias son parte de nuestra vida, y nos parece normal; pero no lo es. Hoy te toca cuestionario Chio, ¿quiénes son más violentos: las mujeres o los hombres?

Chio. Buena pregunta Anaí, yo creo que el carácter de una persona no depende tanto del sexo, aunque por naturaleza los hombres sean más fuertes, la violencia va mas allá de eso. Yo pienso que lo que determina que tan violenta puede llegar a ser una persona es su forma de ser y las experiencias que ha vivido. Y, efectivamente, como dice Paco, la violencia tanto en noviazgos como en matrimonios o relaciones en general está muy fuerte en nuestra generación. Yo hoy estoy aquí para contarles mi experiencia, y se preguntaras porque, pues creo que hay algunas historias que están hechas para ser contadas y la mía definitivamente es una de ellas.

Paco X. Sí, Chio. Nos interesa mucho que nos compartas tu experiencia con esto. Que nos cuentes una anécdota corta de lo que has vivido, que en un principio da risa, pero que luego, si lo ves a fondo puede ser preocupante. Anaí, ¿tú quieres preguntar algo en específico o que nos cuente alguna buena que ya conozcas?

Anaí Y. ¡Me gusta esa actitud Chio! Se nota que eres Y, jaja…. antes de empezar con las historias, tengo algunas preguntas de las cuales derivan algunas teorías que he hecho, pero también quiero saber su opinión: ¿cuál es la diferencia entre la violencia que vivimos hoy, y la que vivió Paco, hace algunos años?

Chio. Sinceramente, no creo que haya mucha diferencia porque de donde lo veas la violencia nunca cambia, por más que algunas personas quieran, lo que en verdad pasa con ellas es que no quieren ver la realidad. Que de ahí viene el típico “el es un buen hombre, no lo va a volver a hacer” seguido de unas flores o chocolates y unos días de puro verbo…finalmente siempre vuelve a pasar. Y no podemos decir “que mujer mas pendeja” porque, y esto viniendo de una persona que lo dijo mil veces y termino siendo más pendeja, no sabemos nada sino estamos dentro de una relación enfermiza como esas.

Paco X. Pues Chio, venga. Cuéntanos alguna de tus anécdotas. De esas que me contaste alguna vez, de alguno de tus ex novios

Chio. Bueno Paco, pues ¿por dónde empezar?, toda mi vida, y estoy segura que toda la vida de todas las mujeres, se ha tratado del príncipe azul, ese hombre perfecto, que la sociedad prácticamente desde que nacemos nos mete en la cabeza y una idea en la cabeza de una mujer es muy difícil de sacar. Especialmente en la adolescencia te topas con todo tipo de gañanes, y claro yo me tuve que topar con el peor tipo; feo como él solo, feo como pegarle al papa en fase terminal, para que me entiendan; claro qué actitud mata carita, pero la violencia te mata a ti. La primera vez que lo hizo fue todo un show, intento forzarme a tener relaciones sexuales, pero un NO, no le basto, el enojo empezó a apoderarse de él: gritó, lloró, aventó cosas, hasta me aventó a mí de un lado a otro, me sacudió como trapo del viene viene de la esquina, y yo en un intento de escapar de ahí agarre mi celular y empecé a correr. él siendo más rápido me alcanzó, me quitó todo y como buen psicópata “¿a donde crees que vas?”; los resultados fueron fatales, daño psicológico a madres y mi cuello con torcedura vertebral, no se los términos médicos pero creo q tienen una muy buena imagen, esa vez fue más inteligente que la segunda vez, y me da vergüenza decir que hubo una segunda vez pero nadie me pudo detener.  Es como cuando estás viendo una película y gritas a la pantalla, como si alguien te fuera a oír, “¡Haz algo vieja pendeja!”; lo que pocos saben es que cuando estás en ese momento exacto todo se vuelve borroso y solo piensas en salir de ahí pero la fuerza bruta del bruto que te está pegando no te deja. Quieres dejar de llorar, pero no puedes, no sabes si es el dolor de tu cabeza y codos que cayeron al piso o si es la presión en tu pecho que no te deja respirar, finalmente respiras no sabes que pasa a tu alrededor pero no dejas de pensar en sus ojos y “en qué momento llegue a esto?” Mi hermana es fisioterapeuta, ella me trato las heridas de la espalda y codos, y ella fue la que se dio cuenta de lo que estaba pasando. Mi cuerpo hablaba lo que yo no quería decir. el recuento de los daños fue mayor de lo que yo hubiera pensado, hasta la fecha no puedo recargarme en mi codo derecho, no por el dolor que me causa la herida permanente sino por el coraje y el dolor que me causa los recuerdos que me vienen a la cabeza. Tengo que decir que gracias a mi familia y mis amigos dejé al hombres más cobarde y gato que he conocido en mi vida, porque no es fácil. Creo que fui muy específica Paco y Anaí, pero así es con estos temas, no sé que más les gustaría saber. Preguntas, sugerencias.

Anaí Y. Que fuerte… y pensar que ignoraríamos esas realidades solo cerrando nuestros ojos y oídos, excluyéndonos de un mundo muy duro, pensando que eso no pasa, solo pasa en situaciones diferentes a las que nosotros vivimos, que somos ajenos a esas actitudes porque nacimos privilegiados. Hay gente enferma en todos lados, y las víctimas se multiplican. Todo mundo hemos sido víctima de las sacudidas del mundo: acoso (ahora lo ligamos a Facebook), golpes físicos y mentales (Lonoool!), represiones, sexo, drogas, etc. Pero justo eso que nos dices Chio, ha sido una de las razones para llevar a la industria del cine, de los medios, del entretenimiento a la cima del mundo. Tu historia se repite una y otra vez en el estreno de una película hollywoodense, en un videojuego (que chavitos de 6, 8 años juegan), en la telenovela de las 7 pm. Ah y también la industria de los psicólogos y la medicina. Así crecimos, y así nos trastornamos. Sin meternos en un tema muy profundo, ¿por qué crees que gente como él, reaccionen así? ¿Qué hay en su cabeza? Quizás, ¿también es víctima del mundo?

Paco X. Parece telenovela pero es realidad, yo tengo más preguntas , Como te sentiste tu? Después de esto? ¿Por qué la gente de tu generación cae en relaciones de este tipo y tú crees que somos violentos o los medios nos ayudan a ser más violentos ?

Chio. Si Paco, ¡parece telenovela! Respondiendo a las preguntas de Anai, tengo varias teorías, en parte creo que ciertos conflictos pueden salirse de control y este tipo de hombres reaccionan de esta manera porque no saben o no conocen otra, buscan una solución desesperadamente en el conflicto. En cuanto a la cuestión de ser “víctimas del mundo”, ¿acaso son ellos los únicos que sufren o tienen problemas en este mundo? no! todos somos víctimas del mundo, por lo menos para aquellos que tienen una visión un tanto negativa. En lo personal, yo me sentí confundida porque en ese momento esa persona que le tienes afecto se convierte en alguien que en un abrir y cerrar de ojos no conoces en lo absoluto, la decepción tristeza y lo demás vienen después en segundo plano. Yo creo que es todo un enigma el porqué caemos en este tipo de relaciones, pero la verdad es que uno no se da cuenta hasta que está bien adentro, y luego es súper difícil salir y claro que los medios no ayudan nada en la solución de este problema, lo cual es grave pues no por nada los llaman el cuarto poder.

Anaí Y. ¡Ajaaa! Los famosos medios: una maravilla del hombre pero también un caos en sus vidas! ¿Cuál es la influencia de los medios, en este tema?

Paco X. A ver, sí es verdad, siempre salen los medios y todos los días nos bombardean con muchos mensajes de violencia y frustración si no pertenecemos a tal o cual grupo , pero qué tanto es culpa de los medios y qué tanto del individuo, de la persona que como en el caso de Chio termina en una relación de pareja tan poco productiva y a tan corta edad?

Chio. Buen punto, pero como los medios, y especialmente los masivos, se difunden en las mismas cantidades para todos, yo creo que mas bien todo depende del individuo, porque el recive todo lo bueno y lo malo de esta gran influencia, pero a su vez, el decide que tanto le afecta o que tanto se deja influenciar por lo malo, que junto con sus experiencias personales o su forma de ser pueden llegar a ser una bomba de violencia.

Anaí Y. Es cierto que cada quien decide que recibir, que patrones adoptar, y que conducta ejecutar… Pero también estamos inconsciente y permanentemente expuestos a información muy pesada. Tan fácil como una telenovela, pareciera que esta educa a nuestra sociedad. La pregunta aquí es, ¿alguna marca ha aprovechado este problema para entrar al mercado con fuerza?

Chio. ¡Claro! si de eso se trata el show de la publicidad, hay infinidad de comerciales programas que viven de eso, en un nivel subconsciente no hay persona que se salve, y la que diga que si pongámosle la etiqueta de mentiroso!!! ¿tú qué opinas Paco? ¿Cuál es el nivel de influencia en tu generación??

Paco X. Influencia total en mi generación. Nuestra nana fue la tele, muchas treintonas como yo , todavía esperan a que su príncipe azul les resuelva la vida como en María la del Barrio o como a Salmita. Pobrecitas. A otros nos influenciaron tanto los medios que nos dijeron como quien ser y ahora no sabemos quiénes somos. Mi generación está totalmente influenciada por los medios y el marketing , fuimos los mejores conejillos de indias. Quizá ustedes puedan hacer algo y por primera vez que el cliente le saque un real beneficio a la marca,  que sea una relación gana-gana, como ven?

Chio. Pues siendo una generación de puros cambios, no debería ser muy difícil hacer uno más, la cosa esta en redirigir ese beneficio real a algo que, además de que influencie de manera positiva, la marca saque buena ganancia, ya ven que hoy el dinero mueve al mundo. Yo creo que lo más importante para este México Bicentenario, es utilizar ese cuarto poder para educar y sobre todo revalorar, es decir, reafirmar los valores de cada individuo por mas guajiro que suene.

Anaí Y. No sé, yo no estoy convencida de que los medios nos eduquen como personas, ni reafirmen nuestros valores. No hay forma de regresar a una profundidad si vives y respiras superficialmente. Los medios masivos se crearon con objeto de transmitir imágenes, y de ahí la persuasión y la embriaguez de las masas. La televisión no nació para educar de forma convencional, al parecer esto no genera ganancia, por eso vamos a la escuela y por eso trabajamos; pero si educa a las masas. ¿Malo? ¿Bueno? No importa, lo hace. Y parece que se escapa de nuestras manos, pero lo que si es nuestra obligación es ser críticos y aislar la basura…..pero ¿cómo hacerlo si no hay diversidad de puntos cuando son dos los grandes monstruos de la televisión?

Chio. ¡Tienes razón Paco, ya estábamos en otro tema! Yo creo que debemos dejar un poco a un lado la cosa de no pegarle a las mujeres ni con el pétalo de una rosa…en general, y yo siempre lo digo, la violencia genera más violencia hay que ser personas no animales, por más que queramos sacar las garras y atacar, nunca trae nada bueno!!!

Anaí Y. Yo sacaría la violencia de nuestro vocabulario diario: en las relaciones, en los medios, hasta en el tráfico. Canalicemos esa energía hacia otro tipo de actividades.

Paco X. Gracias a las dos. Hoy abrimos una ventana más hacia adentro de las nuevas generaciones. Cómo aman, cómo odian y cómo se relacionan con los suyos y las marcas.

Sobre los autores de este texto…

Paco Santamaría (especialista en youth marketing) tiene 36 años y es sagitario. Estudió comunicación y un posgrado en producción audiovisual en Madrid, España. Ha sido telefonista en atención a clientes, entrenador y facilitador, consultor, maestro, analista, gerente, director, vendedor, documentalista, productor, periodista, bar tender, mesero, copy, mercadólogo, freelance, investigador, RP y empresario. Es un sibarita de tiempo completo y un soñador.

Anaí Aguilar tiene 19 años y es virgo. Estudia creación y desarrollo de empresas. Su crecimiento personal empezó hace cinco años como niñera, su crecimiento espiritual hace dos años con clases de yoga, su crecimiento profesional hace tres años en una empresa de publicidad, y su crecimiento intelectual hace un año en la universidad. Hoy, es una soñadora pero activista, que cree en la energía positiva de la gente.

Paco y Anaí siempre visten de marca gracias a @LABELSHOWROOM
Shooting by: Majo Belausteguigoitia.

Paco con outfit generación drama by Kosiuko, chamarra negra y jeans. Camiseta azul marino by Mancandy.

loading...